36.6 C
San Pedro
miércoles, enero 20, 2021

Violencia de género: armado, irrumpió en la casa de su pareja y golpeó a todos los presentes

El violento episodio se registró el martes por la noche, en vísperas del Día de la Eliminación de la Violencia contra la Mujeres. Un joven llegó a la casa de su expareja con una escopeta, amenazó con matar a todos, golpeó a su ex y al novio actual de ella, se fue, volvió a proferir amenazas y aseguró que está "arreglado con la Policía".

Publicidad

 

Un episodio de violencia de género de graves características se registró durante la noche del martes, en la víspera del Día por la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, en un domicilio ubicado en inmediaciones del barrio Obrero, donde un hombre irrumpió armado para amenazar y golpear a su expareja, el novio actual de ella y toda la familia que estaba presente.

Publicidad

La víctima ya había denunciado episodios de violencia de género con anterioridad y hasta tiene vigentes medidas de exclusión perimetral que el violento no respetó en más de una oportunidad. La última fue este martes por la noche.

Ante un caso de violencia de género, para denunciar o solicitar asistencia, Comisaría de la Mujer: 422000 / 3329-564366  – Línea gratuita nacional: 144

Eran alrededor de las 21.00 cuando la joven se aprestaba a cenar con su familia. Su expareja irrumpió en la vivienda armado con una escopeta recortada de doble caño. Apuntó a los presentes y amenazó con matarlos a todos. A uno de los que estaba en el lugar, tras cargar el arma, le exigía que “le entregue la droga, toda la droga”.

La víctima, madre de dos hijos, de los cuales el agresor es padre de una niña, forcejeó con el violento y se trenzaron en una lucha en la que intervino el actual novio de ella. Ambos recibieron golpes de puño en la cabeza y patadas en el cuerpo. Tras el forcejeo, la hermana de la denunciante logró sacar al agresor de la vivienda.

Antes de la medianoche, él volvió a la casa, esta vez sin el arma. Profirió amenazas contra la familia y contra su ex. Les advirtió que los iba a “hacer sufrir a todos” y que él estaba “arreglado con la Policía”.

Alrededor de las 00.30, cuando la víctima ya estaba en la Comisaría de la Mujer pra radicar la denuncia por lo ocurrido, él la llamó por teléfono para volver a proferirle insusltos y amenazas.

Como medida preventiva, la joven recibió un botón antipánico y la Comisaría de la Mujer dispuso rondas de vigilncia para el domicilio, al tiempo que mantiene comunicación telefónica permanente con ella.

“No mide las consecuencias, mis hijos están aterrados por los problemas que él me hace en mi domicilio. Aún violando el segundo perimetral, creo y confío en la Justicia, que ya está tomando el control. Yo y mis hijos no podemos vivir más con miedo, bajo las amenazas y las reglas de él”, dijo la víctima.

“Hace 9 meses que no sé nada de su vida. No lo molesto, no me meto en su vida privada. Sólo pido los derechos que le corresponden a mi hija, la cual tengo en común con él, y mis derechos de mujer. Merecemos vivir en paz”, agregó.

Publicidad
Publicidad

Lo Último

Publicidad

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias