20.4 C
San Pedro
viernes, enero 22, 2021

Concejales proponen “repudiar” a un paciente psiquiátrico que en medio de un brote golpeó a un médico

Natalia Claverini, Patricia Rocca y Gerardo Pelletier presentaron un proyecto de resolución para "repudiar la violencia" contra el médico Pablo Gallo, quien la semana pasada resultó golpeado por un paciente cuando fue a asistirlo desde el SAME. Se trata un joven con problemas psiquiátricos que ese día había intentado atentar contra su vida. Su familia había llamado a la tarde al 107, pero como no hay guardia de Salud mental no lo habían trasladado.

Publicidad

 

La semana pasada fue noticia la agresión que recibió un médico del Servicio de Emergencias SAME 107 cuando fue a asistir a un paciente que había intentado quitarse la vida. La situación provocó que muchos repudiaran el hecho de violencia, aunque sin conocer el trasfondo del episodio, que involucra a un persona que atraviesa un problema psiquiátrico.

Publicidad

Los concejales del oficialismo Natalia Claverini, Patricia Rocca y Gerardo Pelletier presentaron un proyecto de resolución para "manifestar categóricamente repudio a la violencia ejercida hacia el doctor Pablo Gallo en cumplimiento del servicio de ambulancia del SAME, como así también a los hechos violentos ocasionados al personal policial y a la patrulla del mismo".

Los ediles de Juntos por el Cambio propusieron repudiar la reacción de un paciente psiquiátrico que acababa de atentar contra su vida y que al día de hoy todavía permanece internado en el área de Salud Mental a la espera de que su estado emocional se estabilice o, de lo contrario, tenga que ser institucionalizado.

El popio médico Pablo Gallo contó a La Opinión que cuando llegaron con la ambulancia y un patrullero, el paciente estaba en la vereda y que al levantarlo para posarlo en la camilla, el joven lo golpeó en el rostro. El paciente fue reducido por la policía, esposado y trasladado al Hospital.

El viernes, La Opinión había revelado el contexto en el que se había dado la situación:

El joven ese día cumplía 29 años. Había tenido un brote por la tarde y se puso violento con su familia, que llamó al 107 pero la ambulancia que fue a la tarde les informó que no había guardia de Salud mental y que no podían trasladarlo. Cuando fue Gallo, alrededor de las 20.00, los familiares lo habían reanimado tras encontrarlo colgado con una sábana.

Ese martes, el joven estuvo todo el día fuera de sí. Alrededor de las 16.00, la familia pidió a un hermano mayor que fuera a la casa e intentara hablar con él. Se enojó y los atacó. Les pegó a todos. Nunca había tenido un episodio de violencia intrafamiliar.

A la fuerza, los familares lo contuvieron y llamaron al Hospital. Alrededor de las 17.00 llegó el SAME con un patrullero. "En ese momento nos dijeron que no podían hacer absolutamente nada, les suplicamos que hicieran algo. Intentamos verificar si funcionaba la guardia de Salud mental y aparentemente no", contaron sus familiares.

Sin protocolo para atender casos de estas características, quienes asistieron la primera vez al paciente lo dejaron en su casa. A las pocas horas, sus familiares lo encontraron colgado de una sábana. Lo bajaron y lograron reanimarlo. Volvieron a llamar al 107.

Eran alrededor de las 20.00 cuando la ambulancia fue por segunda vez. La familia, como contó Gallo, esperaba con el paciente en la vereda. "Cuando uno llama ante una situación de estas debería haber un protocolo, no se puede esperar que una persona enajenada suba por sus propios medios a una ambulancia", dijo, con razón, un familiar.

"Le mandé un mensaje al doctor Gallo para pedirle disculpas, no era yo, no sé qué me pasó", le dijo el paciente a su familia.

Ahora el paciente sigue internado. En la familia hay una preocupación que trasciende el propio caso porque no es la primera vez que sucede en el seno familiar. Un hermano del joven ya se quitó la vida y temen otra tragedia similar.

Atendido por psiquiatras y psicólogos, el joven está mejor pero internado, a la espera de que un equilibrio emocional y eventualmente una medicación le permitan volver a su casa. De lo contrario, deberán evaluar la posibilidad de una institucionalización. 

En los extensos considerandos del proyecto, los ediles redactaron que "es innegable que los trabajadores de la salud salvan vidas y los de seguridad las protegen, por lo que es primordial velar por la seguridad y protección de dichos trabajadores y los elementos de trabajo de los mismos, principalmente durante esta pandemia".

Entre varios párrafos del mismo tenor, cierran con uno celebratorio del intendente Cecilio Salazar y su gestión, destacando que es "una ferviente defensora de la Salud y la Seguridad de todos los sampedrinos".

También dicen que "es menester del Estado crear y brindar las herramientas y condiciones necesarias para el normal desarrollo del personal esencial, más aún teniendo en cuenta las circunstancias extraordinarias a razón del virus denominado como COVID-19", Estado que conduce, precisamente, el jefe comunal.

Proyecto de repudio a la violencia contra el doctor Gallo by La Opinión Semanario on Scribd

Publicidad
Publicidad

Lo Último

Publicidad

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias