{fecha y hora actual} | laguiaclub | Lanoticia1 | Singalera
Publicado el: Martes, Agosto 25, 2020 - 17:33

Coronavirus en Santa Lucía: un positivo de Toyota, un recuperado que se contagió en San Nicolás y 5 muestras pendientes

Tras el brote de contagios que provocó los primeros casos, la localidad tiene nuevos positivos de la última semana y aguarda los resultados de cicco hisopados. Además, la coordinadora local del equipo COVID-19, Yamila Marich, informó que los sospechosos relacionados al sepelio del niño asesinado por su padre en Baradero dieron negativo.

La localidad de Santa Lucía, la más poblada después de la ciudad cabecera, tuvo un brote de coronavirus COVID-19 tras el contagio de un chofer de ambulancia que fue "caso cero" de un total de 14 positivos, lo que implicó alrededor de 100  personas aisladas.

Tras la recuperación de esos pacientes, la situación mejoró, aunque mantienen los controles, los operativos sanitarios y el monitoreo puesto que hay otros casos positivos, nuevos sospechosos y más personas aisladas, informó a La Opinión la coordinadora del equipoo COVID-19 del pueblo, la médica Yamila Marich.

Este martes le dieron el alta a un paciente de 88 años. Su caso tiene algunas particularidades: le habían practicado un hisopado que dio negativo, estudio solicitado para una internación en San Nicolás. Cuando regresó de esa ciudad para continuar internado en Sanatorio Coopser, lo volvieron a hisopar y dio positivo.

Confirmada esa recuperación, por lo pronto hay apenas un paciente activo contagiado con coronavirus COVID-19, un joven de 29 años trabajador de la empresa automotriz Toyota, cuyo resultado fue informado el martes 18 de agosto pasado.

En la localidad aguardan ahora el resultado de los análisis de cinco muestras: un contacto estrecho del trabajador de Toyota contagiado; un efectivo policial que presentó síntomas; y tres cuyo nexo epidemiológico todavía no está definido.

Marich informó que los cinco casos sospechosos hisopados por haber participado de un sepelio en el cementerio de la localidad en el que estuvo una policía oriunda de Baradero que dio positivo ya recibieron su resultado  negativo, por lo que se los descartó como posibles contagiados.

Ese evento social había despertado preocupación en el pueblo puesto que había alrededor de 70 personas aisladas relacionadas al tema. Semanas atrás, un grupo de vecinos había participado en el cementerio del sepelio de Lorenzo Martínez, el niño de dos años que fue asesinado a balazos por su padre en un campo de la zona de Alsina, partido de Baradero, en circunstancias que son materia de investigación.

La madre del niño, también policía que se desempeña en la vecina ciudad de Baradero, es oriunda de Santa Lucía y decidió sepultar los restos del pequeño en el cementerio de la localidad. 

Notas Relacionadas

EDICION IMPRESA #1461
Lunes 13 Abril 2020

Comentarios