10.8 C
San Pedro
viernes, mayo 14, 2021

Un 25% de los alumnos relevados tendría dificultades de conducta y aprendizaje

Las Escuelas adheridas al Plan “Buena Letra”, recibieron los resultados de los relevamientos efectuados en Diciembre. Con entrevistas individuales con el Dr. Guillermo Bernaldo De Quirós, las directoras se llevaron la información para trabajar con los docentes. En pocos días el Municipio hará una nueva convocatoria y se comenzarán a fijar las pautas para los establecimientos. “Atribuir todos los problemas del país y los de aprendizaje solo a la situación social, es la mejor excusa para no hacer nada” dijo el profesional en declaraciones públicas.

Publicidad

 

De los más de 11 mil alumnos que cursan estudios en las escuelas primarias del partido fueron relevados 5.077. Las directoras y docentes que adhirieron al plan “Buena Letra”, recibieron los resultados que indican que hay más de un 25% de alumnos con problemas de conducta y aprendizaje. Se intentará determinar cuántos de ese porcentaje, responden a problemas propios y cuántos reciben una enseñanza deficiente. Las directoras tendrán un rol protagónico y quienes estén interesados recibirán capacitación especial.
El Dr. Guillermo Bernaldo De Quirós y una de las integrantes de su equipo de trabajo, se reunieron con cada uno de los establecimientos convocados por el Municipio para informar los resultados de los datos relevados a fines de 2005.
El Intendente Barbieri y la Secretaría de Desarrollo Humano, han considerado que “ha llegado el momento de ocuparse seriamente de la conducta y el aprendizaje de los niños, para revertir los serios problemas que se presentan en las escuelas del partido que desembocan luego en graves consecuencias sociales”, afirmaron al cabo del encuentro.
“Ahora trabajaremos con los que están interesados y vamos a intentar entusiasmar a quienes aún no adhirieron, porque con el “asistencialismo” no es suficiente”, dijo Martha Perret a este medio.
En el transcurso de este mes, serán anunciadas varias acciones entre las cuales se entregarán elementos escolares a quienes comienzan su primer año de estudios. Los padres recibirán información en forma directa y los maestros que deseen recibir capacitación especial, contarán con el apoyo para concretarlo.

Publicidad

La estadística
Según los datos que han podido reunir las integrantes del equipo que tiene a su cargo la continuidad del plan las psicólogas Gabriela y Alejandra Peña, y la psicopedagoga, Sandra Tiramonti los números señalan la profunda preocupación que existe en los docentes por los comportamientos que los niños desarrollan dentro y fuera de los establecimientos escolares. En cuanto al porcentaje que posee dificultades de aprendizaje también tienen en cuenta aquellos que obedecen a un “criterio” de quienes tuvieron a su cargo llenar las planillas del estudio de prevalencia y los que en forma directa indican que se necesita de un cuidado especial para aquellos chicos que no pueden aprender al ritmo del resto de sus compañeros.
“Los niños con problemas de aprendizaje, terminan repitiendo, cambiándose de escuela y en el peor de los casos, desertando de la escuela” dijo el Dr. De Quirós y agregó “con sistemas sencillos y pautas claras, esos chicos pueden recuperar un ritmo normal utilizando técnicas que no son ni más ni menos que las que usaban nuestros profesores hace dos décadas atrás”.
Hasta el momento las 26 escuelas adheridas al plan, han cumplido con todos los requisitos solicitados por el equipo de Desarrollo Humano y hay establecimientos que han participado sólo en algunos cursos.
Los porcentajes de problemas de conducta observados en las escuelas adheridas, van desde el 31 al 2 por ciento, mientras que los de aprendizaje se ubican entre el 47 y el 9 por ciento, cifras que por supuesto llaman la atención en cuanto a las dificultades individuales o colectivas para afrontarlos seriamente.
En esa franja, hay al menos dos escuelas con índices muy bajos, una es pública y la otra privada y otras cinco con altos índices de dificultades para los alumnos.
En pocos días los padres de las escuelas adheridas recibirán gratuitamente un cuaderno de comunicaciones dónde se consignará la información del “Buena Letra” y en meses sucesivos, material didáctico, que según se estima consistirá en libros de lectura y elementos como cuadernos, lápices, etc.
También, los docentes y directivos que deseen recibir capacitación extra serán invitados a talleres y jornadas dictadas por especialistas.

Participan
Escuelas adheridas al Plan Buena Letra: Números: 1, 4, 3, 12, 13, 18, 19, 20, 22, 23, 24, 26, 29, 34, 35, 41, 43, 45, 46, 47 y 502 en el ámbito público y en el privado: San Francisco de Asís, Margarita O’Farrell de Santa Lucía, Instituto Santa María y Escuela del Socorro.
Además respondieron a la convocatoria 10 divisiones de la Escuela Nº 10, 8 de la Escuela Nº 7, 6 de la Escuela Nº 1 y 9 de la Escuela Nº 27. Para todos ellos, habrá una primera instancia en la que los padres pasarán a retirar los cuadernos para los chicos que cursan su primer año e instrucciones de las pautas a seguir para comenzar a trabajar con quienes recién se inician en la escala educativa. Desde segundo a séptimo año, las acciones a seguir serán pautadas de modo diferente a través de códigos consensuados para cada escuela.

Cuadernos y libros para volver a empezar
Durante el período lectivo, el Intendente ha comprometido el suministro de cuadernos para todos los niños participantes del Plan y se evalúa la compra de libros de lectura a medida que cada curso decida cuál es el que se va a utilizar, acortando de este modo la distancia que tienen miles de chicos con un libro original. En los casos de escuelas de mejores recursos, solo se cubrirá a aquellos chicos que no puedan tener acceso y se buscarán otros incentivos.
De acuerdo a lo expresado por Barbieri, la idea es seguir con todos los programas de asistencia social vigentes, pero apuntar desde ahora “a todas las necesidades que haya para solucionar los graves problemas de educación y conducta que atraviesan las nuevas generaciones”.
Por su parte el Dr. De Quirós remarcó “hay que revalorizar la tarea docente. El maestro está para enseñar, esa es su tarea y para eso ha estudiado. El resto tiene que pasar a las manos que corresponden, para poder dotar a los chicos de las herramientas que necesitan para afrontar su futuro”. El profesional relató además una experiencia realizada en una escuela privada de Bahía Blanca donde se obtuvieron excelentes resultados y sostuvo que ahora desea repetir ese modelo en la totalidad de una ciudad, motivo por el cual por vez primera en el país se intentará demostrar que “con la educación se pueden lograr muchas más cosas de las que se imaginan” y para ello “solo hace falta armar pautas de conducta y aprendizaje que permitan que el niño con dificultades obtenga una oportunidad en el único lugar en el que puede ser tratado con igualdad”.

La resistencia
El programa lanzado por el Municipio a fines del año pasado, tuvo algunas resistencias en diversos establecimientos. Algunos profesionales cuestionaron seriamente la intención e incluso promovieron acciones para condicionar o bloquear la implementación del plan oponiéndose a que los niños fueran evaluados masivamente. La respuesta del equipo organizador ha sido “sigamos con los que quieran participar y esperemos a los que aún no han adherido, porque con el tiempo se entenderá que lo peor para los chicos es no hacer nada”.
Desde sectores políticos también se ha cuestionado la implementación de este plan, presionando sobre todo a las autoridades educativas. En muchos casos partiendo sólo de aspectos políticos y en otros con alguna confusión en la información considerada.
Más allá de todo eso, previsible, tratándose de algo novedoso y movilizador el plan ya ha llegado a manos de funcionarios provinciales que están muy interesados en la experiencia que se llevará a cabo en la ciudad una vez que las familias comiencen a conocer las pautas de conducta que se utilizarán de ahora en más.
En uno de los trabajos previos a los que tuvo acceso este medio, se relatan algunas ideas que serán puestas en marcha incluyendo una activa participación de la Dirección de Deportes y Cultura.
Hay que tener en cuenta que lo relevado hasta el momento apunta sólo a establecer el índice de dificultades y no sus orígenes o razones, por eso se llama de “prevalencia”. Luego, cuando se trabaje puntualmente, se intentarán establecer los factores que pueden influir como los socioeconómicos, familiares, biológicos, etc.

Las declaraciones de De Quirós
El mes próximo el Dr. De Quirós volverá a la ciudad, pero antes de cerrar su visita y en respuesta a las críticas recibidas dijo: “Yo vengo a colaborar. Esto se tergiversó con la intención de pensar en tratamientos farmacológicos para chicos. Acá, y menos con lo que los docentes están contestando se está pensando en un tratamiento. Interesa saber por qué un chico no aprende en el colegio y darle alguna solución. Muchas veces la forma más fácil es tomar como causante a los factores socioeconómicos. El mismo razonamiento se usa en la delincuencia. Si yo sigo ese razonamiento cualquier persona con bajo nivel socioeconómico sería un delincuente y no es así. Los factores socioeconómicos contribuyen al problema, no lo determina”.
“Hay mucha ignorancia. Las causales son muchas. En el país en algunos casos se han dado cambios. El mejor ejemplo es en chicos que tienen trastornos generalizados de desarrollo. Ellos, hasta mediados de los ´90 no tenían la ayuda adecuada. A partir de la iniciativa de los padres, se descubrió que si bien no tenía cura, había un tratamiento a seguir”.
“Yo no puedo perder tiempo. El chico no va a tener dos veces cinco años. Si mi intervención no es efectiva a ese chico lo perdí”.
“Me voy con varias sensaciones. Primero, que los docentes entendieron claramente lo que vamos a hacer. Hay colegios que están trabajando muy bien, hay colegios que tienen muchos problemas. De la muestra que entregaron los docentes hay 5.077 chicos, el 25% tiene dificultades para aprender. Esto corresponde a 26 colegios. Ahora lo que tenemos que ver es la causa de la dificultad. Hasta acá lo que hicimos es devolverle los porcentajes a los docentes. Ahora vamos a tener reuniones sucesivas donde se elabore un plan de acción. Lo que se va a buscar es capacitarlos y entrenarlos para que puedan distinguir cuáles son las dificultades y cuáles las herramientas”.
“Lo peor que puede pasar si esto no funciona es seguir como estamos. Lo que preocupa es el creciente número de delincuentes. Alguien tienen que parar este tren y yo creo, porque lo escucho desde chico que esto se frena con educación.
“Hay un dicho en Estados Unidos que señala que las cárceles están llenas con chicos que empezaron teniendo problemas escolares. En esas cárceles se aplican programas de rehabilitación. Si uno trata de trabajar en el foco del problema, debe actuar sobre los chicos. Va más allá de poner un código. La cuestión es delimitar campos. El docente debe ocuparse del aspecto intelectual y que eso funcione. La lógica sería que esto durara los años que se necesite para generar cambios”.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias