19.8 C
San Pedro
miércoles, mayo 12, 2021

Se repite la historia del aceite de Moreno

Una vez más La Opinión Semanario detectó que un supermercado vende aceite con precio de la Secretaría de Comercio a un costo más alto. Parece que las denuncias no sirven y cada uno puede hacer lo que quiere.

Publicidad

 

A mediados de Agosto, este medio dio a conocer la estafa que estaban sufriendo los consumidores al menos en dos supermercados. Los mismos, cortaban las etiquetas del producto, en el sector donde venía impreso el precio sugerido por la Secretaría de Comercio Interior de Guillermo Moreno para ser remarcados casi a precio de mercado.
Los consumidores recuerdan el hecho, pero nadie sabe que las denuncias jamás llegaron a ninguna parte, mientras alguien se beneficiaba con un negocio financiado por todos los sampedrinos.
La semana pasada dos lectores se comunicaron para comentar que un supermercado de la ciudad, de origen chino, estaba vendiendo aceites con las etiquetas recortadas.
Lo cierto es que el comercio mencionado por la gente era uno que ya había realizado la maniobra con el mismo producto, pero que además tiene una causa abierta por la investigación de la venta de leche de planes sociales.

Publicidad

Nuevos tamaños
El 26 de Junio la Presidenta de la Nación Cristina Fernández, ratificó el acuerdo realizado por la Secretaría de Comercio Interior y la Cámara de la Industria Aceitera. A través del mismo se otorgaron jugosos subsidios para esas empresas y así mantuvieron una ficticia estabilidad de los precios.
Al siguiente mes, comenzaron a aparecer los nuevos precios K para los aceites de soja, girasol y mezcla, en envases de 900 Ml. y hasta cinco litros por período de un año, por lo que todavía está vigente para los super e hipermercados, que afortunadamente por primera vez beneficiaron al interior e hicieron que llegaran los descuentos, aunque no en todos lados se han podido disfrutar.
Las irregularidades en la primera instancia se habían dado en envases de 900 mililitros y de 1,5 litros, que en vez de costar $ 3,32 y $ 5,30 respectivamente, se cobraban entre 7 y 11 pesos.
Ahora bien, la historia se repetire pero con otros envases. Se trata de los de tres y cinco litros, nuevamente de la marca Natura de la empresa AGD. Se pueden observar claramente como las esquinas donde viene estampado el precio fue recortada, incluso mucho más desprolijamente que en la anterior oportunidad.
En esta ocasión, los precios son más elevados para los productos, pero los mismos son a su vez más grandes en cantidad.

Reclamos sin respuesta
Cuando se dio a conocer el engaño que se realizó en la primera etapa, se bajaron los precios a $ 6,99 y luego desaparecieron de la góndola por un tiempo, hasta que la gente se olvidara.
En el primer caso, se realizaron las consultas y denuncias correspondientes ante la FABA (Federación de Entidades de Autoservicistas, Almaceneros, Supermercadistas y Polirrubros de Buenos Aires), la Secretaría de Comercio Interior de la Nación y Defensa del Consumidor. Al parecer ninguna de las tres entidades ha realizado concretado ninguna acción, ya que cuatro meses después la historia se repite.
La insistencia en este tipo de maniobras, no tiene que ver con un inconveniente con un comercio en particular, sino que este tipo de actitudes son inadmisibles, para quienes siguen haciendo esfuerzos para mantener sus comercios y se encuentran con prácticas desleales y delictivas.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias