20.1 C
San Pedro
jueves, septiembre 23, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Rompió dos puertas en el Hospital para que atendieran a su hermano

El agresor es un joven de 18 años que había llevado a su hermano de 16 malherido, tras un intento de suicidio. Como intentó entrar por la guardia de pediatría y no encontró respuesta, rompió dos puertas que conducen al archivo, intentando llegar a la guardia general. La policía lo detuvo pero después recuperó su libertad.

spot_img

 

Un suceso doblemente grave tuvo lugar el sábado a la madrugada en el interior del Hospital, cuando un joven desesperado para que atiendan a su hermano malherido rompió dos puertas del edificio. El hecho tuvo lugar alrededor de las 2;45 horas. El joven en cuestión de 18 años había ingresado por la entrada de 25 de Mayo 1905, la misma que conduce hacia la guardia de pediatría. Pero en realidad su intención era encontrar la guardia general para que allí atendieran a su hermano de 16 años, que se encontraba con él y quien había intentado quitarse la vida cortándose las venas de la muñeca izquierda utilizando un cuchillo tipo serrucho. Al equivocar el ingreso al nosocomio y no encontrar respuesta, el hermano mayor comenzó a golpear a patadas dos puertas placas, dañándolas en gran medida. En realidad, esas puertas conducen hasta el sector de archivos del Hospital, por lo que se supone que se trató de un acto desesperado del joven que quizá suponía que abriéndose camino por allí podría llegar hasta la guardia general. Sin embargo, durante la noche, el edificio es cerrado en su totalidad y la única manera de llegar desde una guardia a la otra es saliendo al exterior y recorriendo el trayecto por la vereda hasta la entrada por calle Aulí.

Publicidad

Custodia permanente
En forma periódica, el Hospital es escenario de diferentes situaciones de violencia que incluso los médicos denuncian, explicando los riesgos que aparecen sobre todo los fines de semana.
Por ese motivo, todas las noches el Hospital es custodiado por policías que permanecen en la guardia desde las 20 horas hasta la madrugada, aproximadamente. Este personal fue el que detectó la situación de violencia protagonizada por el joven este sábado y lo trasladó a la Comisaría. Mientras tanto, su hermano malherido quedaba internado en el mismo nosocomio por las heridas que se había infringido. Pero dos días antes, el edificio también había sido blanco de un daño. Fue el jueves también durante la noche, alrededor de las 23,40 horas. El encargado de seguridad civil denunció que unos chicos, menores de edad, habían arrojado piedras contra el sector de ventanales que dan sobre calle Belgrano y producto de esta pedrada, rompieron dos cristales. Aunque en este caso, sin más motivo que causar perjuicio.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias