11.8 C
San Pedro
domingo, julio 25, 2021
spot_img

Rogar por buena educación

Esta semana se abrió la inscripción oficial en las escuelas de la provincia de Buenos Aires en todas sus ramas. Las colas, fueron otra vez la lamentable postal de esta época del año.

Publicidad

 

El pasado lunes, las escuelas y jardines de nuestro partido, comenzaron la inscripción de los alumnos para el ciclo lectivo 2008. Es por esto, que desde la madrugada del lunes, se vió a varios padres “acampando por un banco” en las puertas de algunos establecimientos educativos de la ciudad.
Es el caso de una mamá, que desde las 03:15 Hs. esperó en la vereda de la Escuela Nº 6, para inscribir en primer grado a su hija. “Me traje el mate, la reposera y vine con una amiga” dijo la señora, que tuvo que ser reemplazada por su madre en algún momento de la mañana. Como ella, unos treinta padres hicieron la misma espera, otros veinte, fueron con la misma intención, pero algunos decidieron regresar a sus domicilios ante semejante panorama.
En el colegio de calle Uruguay fueron atendiendo de a uno a los que esperaban, algunos hasta las 13:30, horario de inscripción para primer año.
Igualmente, en la mayoría de los establecimientos, los directivos aclararon que el régimen de elección será como lo han señalado desde la provincia, “prioridad primero para quienes ya tengan hermanos en la escuela, luego con las vacantes siguientes seguirá el criterio domiciliario, y con lo que reste, el sorteo”. Lo que da como consecuencia dos situaciones, primero: no poder elegir la escuela si el domicilio no es cercano; segundo: tener que inscribir a los niños en varios lugares, ya que existe una gran posibilidad de que no ingrese en el que se desea.
La elección de la escuela es una cuestión que provocó esta situación. Algunos padres, eligen las escuelas más solicitadas, como lo son el Normal y la 6, lugares elegidos por el deseo de buena educación y trayectoria que los padres desean, pero debido a la cantidad de ingresantes por hermandad de alumnos, hijos del personal y repitentes, son pocos y en algunos casos nulos, los bancos disponibles. En la escuela Domingo Faustino Sarmiento o Nro. 1, sobre una base de 130 lugares disponibles, quedan sólo unos cuarenta.
Esta situación, devela la visión de los adultos ante la educación pública, que presenta diferencias en cada lugar, demostrando la falta de interés por parte de las autoridades de garantizar la calidad y responsabilidad educativa, que debería ser pareja y buena por igual.
“Hay vacantes en todas las escuelas de la Provincia”, dijo el Ministro de Educación de provincia, tal cual como ya habían dicho en nuestra ciudad los miembros de Inspección General. “Algunas escuelas son más solicitadas que otras, hay mala distribución” dijeron los responsables de la ciudad. Cabe la reflexión: por qué no se puede garantizar el mismo nivel educativo y la misma calidad en el control de conductas, para que todos puedan ingresar a la escuela pública como marcan los derechos ciudadanos. La injusticia sigue y la paciencia se acaba.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias