{fecha y hora actual} | laguiaclub | Lanoticia1 | Singalera
Edición 1461
Publicado el: Sábado, Abril 11, 2020 - 14:06

Reabrieron los bancos y reorganizaron la actividad tras el caos de la primera jornada

Desde el viernes de la semana pasada, los bancos reabrieron sus puertas. Tras una primera jornada en la que miles de personas se agolparon en las entidades de todo el país, las autoridades decidieron que hasta el 13 de abril es sólo para jubilados y pensionados. Comenzó esta semana la corroboración de datos para el Ingreso Familiar de Emergencia.

Tras una primera jornada de reapertura de bancos en la que la situación desbordó en todas las entidades bancarias del país y en San Pedro hubo largas colas, quejas y hasta algunos momentos de tensión, el Banco Central dispuso nuevas medidas para evitar las aglomeraciones registradas, lo que permitió que la situación fuera mucho más calma durante el fin de semana –abrieron sábado y domingo, también–, puesto que desde entonces y hasta el 13 de abril sólo atenderán a jubilados y pensionados.

Desde el sábado, los bancos atienden horario ampliado, de 10.00 a 17.00, “exclusivamente a jubilados y pensionados por ventanilla”, según un cronograma anunciado. En el caso del Banco Industrial, que abre una hora antes, a las 9.00, también extendió dos horas su horario, hasta las 16.00.

Cuando esta edición esté disponible para sus lectores ya habrán cobrado casi todos los pendientes de pago, excepto jubilaciones, pensiones y pensiones no contributivas de marzo, y pensiones no contributivas de abril cuyos DNI terminen en 8 y 9, a quienes les toca hoy, aunque el Banco Central informó que aquellos que no alcanzaron a percibir sus haberes pueden ir hasta el jueves, que es feriado, “independientemente del dígito en que termine su documento de identidad”.

Este jueves 9 los bancos abrirán para comenzar a pagar los haberes de abril y corresponde a DNI terminados en 0 para jubilaciones y pensiones contributivas menores a 17.859 pesos, como estaba previsto en el cronograma difundido. El viernes feriado no habrá atención, por lo que continúa de esta manera: DNI terminado en 1, 13 de abril;  2, 14 de abril; 3, 15 de abril; 4, 16 de abril; 5, 17 de abril; 6, 20 de abril; 7, 21 de abril; 8, 22 de abril; 9, 23 de abril. Además de los haberes, cobrarán el bono de 3.000 pesos anunciado por el Gobierno.

El bono de $ 10 mil

A partir del lunes 13 de abril continuará también el cronograma anunciado por ANSES para prestaciones sociales, es decir que los beneficiarios de Asignación Universal por Hijo y de Asignación Universal por Embarazo que debían cobrar por ventanilla lunes y martes pasados deberán esperar a la semana siguiente.

Desde el viernes, quienes perciben AUH y AUE cuyos documentos de identidad terminen en los números 0, 1, 2 y 3, tenían disponibles los 10.000 pesos acreditados en sus cuentas y podían retirarlos por cajeros automáticos o, si no tienen tarjeta, en la sucursal bancaria correspondiente.

El resto de beneficiarios podía retirar sus haberes desde el sábado, que ya lo tenían depositado, y en el caso de quienes deben ir por ventanilla, las personas cuyos DNI terminen en 4, 5 y 6 tenían turno para el lunes y los finalizados en  7, 8 y 9 para el martes, pero el Banco Central postergó esos pagos por caja una semana en cada caso, lo que implica que recién podrán pasar por caja durante lunes 13 y martes 14, respectivamente.

En cuanto a los monotributistas de las categorías A y B, desocupados y trabajadores no registrados que hicieron la preinscripción, debían esperar el cruce de datos de ANSES y AFIP para saber si podrán acceder al beneficio que anunció el Gobierno.

Quienes hicieron la preinscripción tenían habilitado desde el lunes, de acuerdo a un cronograma regido por terminaciones de DNI, si accederán o no al bono extraordinario de 10 mil pesos.

Lunes y martes era para DNI terminados en 0 y 1 y en 2 y 3, respectivamente, y el cronograma seguía así: 4 y 5, miércoles; 6 y 7, jueves; 8 y 9, viernes.

Muchos hicieron la preinscripción pero no tuvieron en cuenta algunos requisitos que los dejan afuera y de los que Anses tomó nota al cruzar datos con AFIP, por lo que cuando hicieron o hagan la consulta el mensaje posible es un “denegado”.

Son beneficiarios los trabajadores informales, los que se desempeñan en casas particulares, monotributistas sociales y de las categorías A y B que sean argentinos nativos o naturalizados y residente con no menos de dos años de residencia legal y que tengan 18 y 65 años de edad.

Quedan afuera si el titular o alguien del grupo familiar tiene un trabajo en blanco, percibe fondo de desempleo, jubilación, pensión o retiro contributivos o no contributivos nacionales, planes sociales, salario social complementario, Hacemos Futuro, Potenciar Trabajo u otros programas sociales nacionales, provinciales o municipales como los “decretos de ayuda social con contraprestación de tareas” y sus similares tan famosos en el ámbito de la Municipalidad de San Pedro.

Crónica de un viernes agitado

La primera jornada de apertura de bancos para que cobren sus haberes por ventanilla y retiren sus tarjetas los jubilados, pensionados y beneficiarios de asignaciones sociales y fondo de desempleo fue un caos, porque una gran cantidad de personas se agolpó en las distintas entidades en largas colas de varias cuadras.

Como era de esperarse, a la hora de cierre de los  bancos hubo descontento, porque mucha gente que hizo cola durante horas se quedó afuera sin cobrar y tuvo que volver a formar fila desde temprano para llegar a la caja y cobrar sus haberes.

Los bancos informaron que abrirían durante sábado y domingo en su horario habitual, por lo que cuando llegó la hora de cierre —a las 14.00 en el Banco Industrial y a las 15.00 en el resto—, la situación se puso tensa porque la gente expresó su descontento.

En el caso del Banco Industrial, distribuyeron 30 números para personas con prioridad como adultos mayores de avanzada edad, personas con movilidad reducida y otras discapacidades, a quienes atendieron a puertas cerradas.

El resto fue informado que debería volver el sábado y que la entidad atendería, como es habitual, entre las 9.00 y las 14.00. Eran muchos los que esperaban afuera y que habían hecho largas colas pero se quedaron sin cobrar. En ese banco hubo quienes comenzaron a hacer fila a las 2.00 de la madrugada y la cola llegó a tener seis cuadras.

En el Banco Nación ocurrió algo similar. Cuando la entidad abrió sus puertas, hicieron dos filas: una para jubilados, pensionados y asignaciones sociales, y otra para beneficiarios del fondo de desempleo, entre los que se contaban despedidos de Corblock, JS Textil y Prear, entre otros.

La cola avanzaba conforme iban cobrando, en grupos de cinco o seis. Al mediodía, cuando en la de jubilados había cientos de personas, decidieron que la fila pasara de calle Yrigoyen a la plaza, para evitar la exposición al sol.

Media hora antes de que el banco cerrara, comenzó una tensa situación porque muchos se percataron de que deberían volver a hacer la cola, ya que no llegarían a ingresar a la entidad, que a las 15.00 en punto, con siete policías en su puerta, clausuró el acceso.

El reclamo se hizo escuchar. “Nos dijeron que iban a dar números para que volvamos mañana y tengamos prioridad, pero ahora nos dicen que no. Así que mañana voy a tener que venir más temprano”, repetían jubilados que estuvieron, en algunos casos, hasta más de seis horas esperando.

En la puerta, el efectivo policial que suele cumplir tareas de custodia en ese banco ofició de vocero y les explicó que no darían números porque mucha gente que llegó muy temprano se fue cuando les informaron que durante sábado y domingo abrirían.

Cuando dieron las 15.00, un grupo importante se agolpaba, amontonado, en la puerta, con la esperanza de ingresar, pero todos quedaron afuera, con visible descontento. “Voy a tener que venir mañana. Necesito cobrar porque necesito comer”, dijo un jubilado que desde hace 14 días espera para percibir sus haberes.

EDICION IMPRESA #1461
Lunes 13 Abril 2020

Comentarios