32 C
San Pedro
miércoles, octubre 27, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Poesía y protección ambiental en un bosque homenaje a Aníbal de Antón

Ubicado a orillas del riacho, será inaugurado oficialmente este sábado, con lecturas de poemas del escritor sampedrino. La iniciativa, impulsada por el artista plástico Coqui López, replica experiencias de otras ciudades latinoamericanas en las que confluyen poesía y defensa de la naturaleza.

 

Una iniciativa del artista plástico Jorge “Coqui” López impulsó la creación de un “Bosque de Poesía” con el nombre del poeta insignia de la ciudad, el gran Aníbal de Antón.

Publicidad

Una zona de la costanera local ubicada en el exbalneario municipal se convertirá en un espacio para “combatir la agresión a la naturaleza a través del arte y la cultura”. Este sábado a las 18.00, será la inauguración, con la participación de artistas y otros vecinos que leerán poemas.

La propuesta surgió como réplica de una idea que impulsó el poeta salteño Leopoldo “Teuco” Castilla, con quien López se contactó para hacer realidad la iniciativa local.

La idea entusiasmó a otros referentes de la cultura y de los grupos de preservación y cuidado del ambiente en San Pedro como una manera de revitalizar el recuerdo del poeta Aníbal de Antón y cuestionar los ataques a la zona de humedales, que sufrió en el último año constantes incendios intencionales en la zona de islas.

“Este movimiento une a poetas y artistas en defensa de la naturaleza y el lugar elegido en San Pedro es ideal para que este mensaje tenga visibilidad permanente”, dijo Castilla.

Aníbal de Antón nació en San Pedro en 1922 y falleció en 1990. Pintor de brocha gorda, de escalera al hombro, bicicleta y pucho en la boca, fue un poeta que retrató los barrios de su ciudad, las costumbres populares de la gente del pueblo y que se ganó el reconocimiento en importantes círculos literarios.

Del barro a la luna; Gorriones de humo; Alquilo soledades; y los póstumos Oda final a Carlitos y Aire de fueye son sus libros.

Aníbal‌ ‌de‌ ‌Antón‌ ‌ganó‌ ‌certámenes‌ ‌nacionales‌ ‌y‌ ‌cosechó‌ ‌elogios‌ ‌por‌ parte‌ ‌de‌ ‌grandes‌ ‌escritores‌ ‌y‌ personalidades‌ ‌de‌ ‌la‌ ‌cultura‌ ‌del‌ ‌país:‌ ‌Ernesto‌ ‌Sábato,‌ ‌Abelardo‌ ‌Castillo‌ ‌y‌ ‌Atahualpa‌ ‌Yupanqui,‌ ‌por‌ ‌ejemplo,‌ ‌
destacaron‌ ‌su‌ ‌obra.‌ ‌

En‌ ‌San‌ ‌Pedro,‌ ‌una‌ ‌calle‌ ‌lleva‌ ‌su‌ ‌nombre;‌ ‌la‌ ‌hemeroteca‌ ‌de‌ ‌la‌ ‌Biblioteca‌ Popular Rafael Obligado,‌ ‌también;‌ ‌y‌ hasta ‌un‌ ‌bar‌ ‌le‌ ‌rinde‌ ‌homenaje.‌ ‌Desde‌ ‌ahora,‌ ‌un‌ ‌”Bosque‌ ‌de‌ Poesía”‌ ‌a‌ ‌orillas‌ ‌de‌ ‌su‌ ‌río‌ ‌también‌ ‌tendrá‌ ‌su‌ ‌huella.‌

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias