23.9 C
San Pedro
domingo, enero 23, 2022
- Publicidad -
- Publicidad -

Mamá de joven atropellado pidió “que la gente no opine sin saber”

Viviana Nilda Otero pidió justicia por la muerte de su hijo, Sebastián "Papacho" Miño, quien falleció tras ser atropellado por un automovilista que huyó del lugar del accidente. Resaltó el accionar de la Policía de San Pedro y del Fiscal Manso pero cuestionó la decisión del Juzgado de Garantías de San Nicolás que liberó al responsable del hecho. Contó que al momento del accidente en el auto iban dos personas más. “Esto no es una fatalidad”, destacó. Su testimonio aporta conciencia sobre la responsabilidad de quienes conducen vehículos y alerta a la sociedad sobre el dolor que producen los comentarios injustificados. [AUDIO]

 

Viviana contó en La Agenda de los Medios que miraba este tipo de casos "en televisión" y que hoy le tocó a ella. Siente "como si le hubiese pasado lo mismo que le pasó a la madre de la joven atropellada por La Hiena Barrios", dijo.

Publicidad

Aseguró que hasta hoy miércoles no sabía quién era el responsable de la muerte de su hijo: "Me enteré quien era por el diario de hoy", señaló y agregó: "Sé que hasta tiene sobrenombre, que le dicen Tati. En lo poquito que ando escucho que la gente opina sin saber, y yo no quiero que opinen más".

“El sábado lo dejé sentado en la punta de la mesa, que habíamos terminado de cenar, que yo hice pizza”, dijo sobre la última vez que vio a Sebastián, al tiempo que aseguró que, esa madrugada, la llamó su hija y le pidió que vaya “corriendo al hospital”.

“Él estaba en otra fiesta, sobre la ruta que va para Tala, por ahí por el Maxiconsumo. No tenía condiciones como para manejar. Y él se sube con dos personas más al auto”, dijo respecto al profesor de matemáticas que José "Tati" Sánchez, quien atropelló a su hijo.

“Este pibe se fue a dormir. No quiero escuchar más nada. Y que Dios santo se encargue de este pibe y la familia que tiene atrás”, expresó Viviana Otero y explicó: “De San Pedro para allá, no sé, no sé si lo arregló con una moneda. Y pobre esa mamá que tuvo que ir a pagar”.

“Mi hijo era todo para mi, y me lo quitaron. Yo quiero que la Justicia se de cuenta de la gravedad de esto”, sostuvo la mujer y reiteró: “A todo el mundo, le pido que se quede callada la boca”.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias