20.1 C
San Pedro
jueves, septiembre 23, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Los empleados de turismo exhibieron su reclamo laboral en las casillas

Los empleados que trabajan en las casillas de información turística, colgaron este fin de semana afiches en los cuales manifestaron las pésimas condiciones laborales en las que trabajan y sus bajos salarios. Dicen que ganan $ 2,50 la hora, que están en negro y ni siquiera tienen ART. Se niegan a aceptar la incorporación a cooperativas de trabajo o mutuales. Ayer se reunieron con el Intendente y con Atrip pero no arribaron a un acuerdo. Aprovecharán la Semana Santa para recolectar firmas de adhesión entre los turistas. Un verdadero “papelón” frente a las visitas.

spot_img

 

Aprovechando una fecha clave como lo fue el fin de semana largo pasado, y en la víspera de la Semana Santa, las empleadas de las casillas de turismo presentaron un reclamo de larga data.
El personal que cumple la tarea de informar a los turistas que llegan cada fin de semana, está formado por ocho personas, aunque son cinco mujeres las que están abocadas a este plan de lucha.
En una carta enviada a los medios la semana pasada, anunciaban la colocación de afiches en cada una de las casillas turísticas, para exhibir su reclamo salarial y de pésimas condiciones laborales en las que trabajan. La medida provocó el efecto esperado, porque los turistas no sólo se enteraron del conflicto sino que hasta les ofrecieron su firma como adhesión.
Ayer, estas empleadas se reunieron con el Intendente Barbieri y con el Secretario de Producción y Turismo Norberto “Cachi” Atrip para arribar a una solución. Les dejaron en claro que se niegan a integrar una cooperativa, como había anunciado Atrip, o cualquier otra entidad similar. Pero no recibieron más respuesta que la imposibilidad del municipio de ofrecerles otra salida. “No nos pueden poner como empleadas porque nos dijo Barbieri que está cubierto el cupo municipal. Nos dicen que nos van a aumentar pero no cuánto, y en definitiva nos demuestran que les hacemos un favor si renunciamos”, comentaron a la salida las empleadas.
El grupo evaluaba pasos a seguir, pero según adelantaron, no suspenderán sus tareas durante la Semana Santa. “El miedo de ellos es que se queden sin gente este fin de semana largo, pero paro no vamos a hacer”, dijeron. Sí manifestaron su intención de seguir recolectando firmas entre los turistas que lleguen, aprovechando la masiva llegada de visitantes que se espera para esta fecha. “Después veremos cómo se las presentamos a la gente de San Pedro para que esté al tanto”, explicaron.

Publicidad

La hora $ 2,50
Poco prolijo quedó para una ciudad que intenta convertirse en un polo turístico, que este fin de semana los turistas se enteraran al acercarse a las casillas de información, que el personal que los atiende cobra $ 2,50 la hora. Menos de la mitad de lo que cobra una empleada doméstica, para citar un solo ejemplo. Menos aún, que ese dinero se paga en negro y que no se aseguró la situación del personal con la contratación de una ART. Tampoco tienen obra social, ni aguinaldo, y según rezan los carteles que exhibieron sin pudor, “si nos enfermamos se nos descuentan los días laborales, durante los feriados se trabaja de 10 a 12 horas o más, se trabaja los días festivos como Navidad, Año Nuevo y Pascuas por el mismo pago”.
Los empleados denuncian además, irregularidades en el cruce de boletas que el área hace para justificar la compra de la comida que se les proporciona, durante su jornada laboral extendida.
Reclaman el trabajo de horas extras y que figuren como pasantes, cuando todos son egresados de carreras terciarias relacionadas con la hotelería y el turismo.
Por último, explicaron que las casillas de informes no están en condiciones para albergarlos durante jornadas tan extensas. No tienen baños, están deterioradas porque tienen goteras, falta mobiliario y ni siquiera están limpias. “Se ha llegado a trabajar sin electricidad en verano, sin ventilador, sin estufa, sin servicio de limpieza”, dicen las empleadas. “Algunas no tienen buena luz, como la que está frente a Pescadores, y después de las siete de la tarde las chicas tienen miedo de estar solas”, dicen. “Sabemos que tenemos que trabajar los feriados y domingos, sino no hubiéramos estudiado turismo. Pero nos preguntamos como sampedrinos qué pasa si cualquiera tiene un accidente porque no tenemos ART y el juicio lo tendríamos que pagar todos. Y si un auto se sube arriba de la casilla de Mitre y 3 de Febrero?” Cuestiones que, aunque responden a un reclamo laboral como tantos otros, sin duda deberían ser atendibles.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias