10.6 C
San Pedro
miércoles, septiembre 22, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Investigan “aportantes truchos” en San Pedro

La Justicia investiga irregularidades en el aporte de particulares para las campañas electorales de 2015 y 2017 del frente Cambiemos. En la Cámara Nacional Electoral aparecen sampedrinos, sobre todo los que fueron precandidatos en la lista de Sergio Rosa en 2015.

spot_img

 

La Justicia Federal investiga irregularidades en la declaración de aportes privados de campaña en el frente Cambiemos, luego de que se detectaran personas que aparecían como aportantes de sumas de dinero y que aseguraron no estar al tanto del tema.

Publicidad

Aunque al principio la investigación estaba orientada a personas que perciben programas sociales, el escándalo mayor se desató cuando en ciudades del interior comenzaron a aparecer todos los integrantes que figuraban en las boletas de las elecciones y muchos de ellos desmintieron haber colaborado con dinero.

En los listados aparecen nombres de sampedrinos, con diversos montos, en cada una de las elecciones de las que participaron el PRO y el frente Cambiemos en 2015 y 2017.

Quien revise los registros que también analiza la justicia detectará que para 2015 hay un patrón que se repite: todos los precandidatos de las listas del PRO aportaron la misma suma, de acuerdo al cargo que ocupaban como titulares o suplentes de su distrito.

Los aportes aparecen con fecha de septiembre de ese año, es decir cuando ya habían pasado las Primarias. En el caso local, muchos de los que figuran dejaron de estar en la lista de Cambiemos, encabezada por Cecilio Salazar, que le ganó la interna a Sergio Rosa.

En una recorrida por General Villegas, donde hasta concejales de Cambiemos desmintieron haber hecho aportes, la gobernadora María Eugenia Vidal se refirió a la causa, tras una consulta de la prensa local.

“Es una denuncia del kirchnerismo”, dijo la mandataria, en alusión a la investigación periodística de Juan Amorín para El Destape, que desató el tema y provocó que en el interior de la provincia los medios consultaran a sus
vecinos que fueron candidatos, lo que arrojó resultados inesperados: hasta intendentes que ganaron elecciones desmintieron haber aportado.

“No importa de quién venga, porque nos presentaremos y presentaremos todos los papeles”, agregó Vidal, para luego señalar que “la ley de financiamiento de partidos políticos tiene lagunas y deficiencias”.

Lo que se investiga –hay tres causas distintas– es si la información que entregó el partido de gobierno a la Justicia electoral respecto de dónde salió el dinero para financiar su campaña es cierta o no.

La ley obliga a los partidos políticos a llevar un registro preciso y con carácter de declaración jurada acerca de quiénes contribuyen con dinero a sus campañas, con el objetivo de evitar el “blanqueo” de dinero mal habido o posteriores devoluciones de favores a empresas que contribuyan con ese fin.

Quienes aparecen en los listados no son cuestionados por la Justicia, que apuntará a los presidentes de los partidos y a sus tesoreros. En el caso del PRO bonaerense –donde todos los consultados remiten a derivar la
pregunta–, la titular es la gobernadora María Eugenia Vidal y la tesorera es Fernanda Inza, designada la semana pasada como contadora general de la Provincia.

La sospecha es que Cambiemos utilizó los nombres de sus precandidatos –aparecen otros que no tienen nada que ver con el Pro y hasta hay beneficiarios de programas sociales– para justificar los recursos volcados a la campaña, cuya verdadera procedencia será el punto central de la investigación.

Los precandidatos Pro que aseguran haber aportado

Así como entre los que aparecen en la lista hay quienes se sintieron indignados y desmintieron haber hecho ese aporte, hubo quienes respondieron que sí lo hicieron. En general, dicen que aportaron, aunque no tienen precisiones respecto del monto o la fecha, por lo que no podrían reconocer con exactitud la donación que Cambiemos declaró como proveniente de ellos en la CNE. Todos aseguran que pusieron dinero, aunque en general se refieren a la campaña local.

Uno de los primeros en responder al respecto fue el precandidato a intendente del Pro, Sergio Rosa. El exconcejal y extitular de la UDAI aparece con una contribución de 50.000 pesos, con fecha 29 de septiembre de 2015, un mes y medio después de haber perdido la interna con Cecilio Salazar.

“Sé poco del tema, las autoridades del PRO son los que deberían aclarar tus dudas y las del juez de la causa judicial, en caso que existan inconsistencias”, dijo ante la consulta de La Opinión. “El aporte de fondos de campaña a un partido político o a una agrupación local es un decisión personal y no grupal, lícita, no pecaminosa,  esencialmente voluntaria”, detalló Rosa y aseguró: “Si el Fiscal me pide explicaciones sobre mis aportes en particular,
obviamente que estaré a derecho”.

“Cada uno puede presentarse en el expediente y aclarar lo que crea menester. Es un  acto individual. Mis aportes a esa campaña local fueron de origen propio, de mi bolsillo y por encima de esos valores”, señaló. “Si existen en esa causa judicial datos inexactos sobre montos y aportantes al PRO provincial,  quien debe corregirlos y aclararlos es precisamente quien suministró esa información y no yo, porque no tengo imperio sobre ello ni me corresponde”, aclaró Rosa, que en 2017 aparece con aportes por $ 2.750, con fecha 5 de septiembre.

Exactamente la misma respuesta ofreció el coordinador de Acreditación de Competencias Laborales, Bruno Sciarra, precandidato a concejal suplente, que figura con un aporte de $ 16.000 del 21 de septiembre de 2015 y con otro de $ 9.900 del 14 de octubre de 2017.

La exjefa Distrital de Educación, Eleonora Taurizano, también está en la lista, con $ 25.000 en 2015, con fecha 29 de septiembre. “Creo que todos hemos aportado en menor o mayor medida sin esperar nada a cambio”, dijo.

El consejero escolar Fernando Cajide, según el listado, donó $ 25.000 el 29 de septiembre de 2015. “Siempre he puesto plata para las campañas, seguramente más que eso. Son mis ahorros”, dijo.

La concejala Ana Tiramonti dijo que “es cierto” que aportó, aunque no pudo precisar la cifra exacta. “Seguro que fue más de lo publicado”, agregó. Aparece con $ 38.000 con fecha 25 de septiembre de 2015.

La concejala suplente Natalia Claverini, que en 2015 fue precandidata a consejera escolar, dijo lo mismo sobre consultar al Pro y agregó: “Haber aportado no es ningún delito, ya que lo hago con plata de mí sueldo y cada uno usa su plata en lo que quiere”. Aparece en 2015 con un aporte de $ 13.000 hecho el 25 de septiembre.

Diego Lafalce, del partido de la ministra Patricia Bullrich, ofreció un “sí” como toda respuesta ante la consulta respecto de si recordaba haber hecho un aporte de $ 32.000 en 2015, cuando fue noveno precandidato a concejal.
Su donación tiene la misma fecha que casi todas las demás: 25 de septiembre. En 2017, cuando su hermano Damián integró la lista de Cambiemos en séptimo lugar y accedió a una banca, no hizo aporte alguno.

También dijo haber aportado Juan Manuel Alfonso, precandidato en séptimo lugar, quien aparece con $ 32.000. “Yo hice ese aporte, no recuerdo el monto, pero sí”, señaló y consideró que “habría que preguntarles a quienes confeccionaron esas listas”.

El concejal Gerardo Pelletier aparece con un aporte de $ 38.000 del 25 de septiembre. “Sí, aporté. Si me llama la Justicia, responderé”, dijo ante la consulta.
El secretario interino de Economía y Director de Rentas Hernán Abatángelo no respondió a La Opinión, desde el viernes. Según el listado de aportes 2015, puso  $ 25.000 el 25 de septiembre. En 2017 también aportó: fueron $ 11.500 pesos.

En el listado 2017 aparece, además, el exconcejal Juan Miguel Yunes, con un aporte de $ 350. Ante la consulta, el exedil dijo que aportó “mucho más” que lo que figura.

Los que no aportaron están “indignados”

Así como entre los que aparecen en la lista hay quienes respondieron que sí lo hicieron, otros se expresaron su indignación y desmintieron haber hecho algún tipo de contribución en dinero y no entienden por qué aparecen en esos listados.

Pablo Recuero, vicedirector de la secundaria agraria del Instituto Margarita O’Farrell de Maguire, en Santa Lucía, fue precandidato a consejero escolar en tercer lugar. Su aporte, según el listado que Cambiemos presentó en la Cámara Nacional Electoral, fue de 19.000 pesos y tiene fecha del 29 de septiembre de 2017.

El sábado, en Sin Galera, Recuero sostuvo que nunca hizo ese aporte que el frente electoral que integró le atribuye. “Realmente es una locura. Me indigna muchísimo, da la sensación de que uno quiso comprar una candidatura y no fue así”. Esa fue la primera participación en política de Recuero. “Esa cifra, en 2015, duplicaba mi sueldo, no habría podido vivir”, sostuvo. “Me duele muchísimo”, agregó.

Desde Santa Lucía, algo similar dijo el exdelegado Abel Burgues, que también fue precandidato en la lista de Sergio Rosa de la interna de Cambiemos en 2015. Ocupaba el quinto lugar entre los aspirantes a concejal y aparece en el listado con un aporte de 38.000 pesos hecho el 25 de septuembre de ese año.

“Empecé a preguntar a otros que habían trabajado en la campaña y ninguno había aportado nada, es una mentira, todo falso. De mi parte, jamás aporté ni me pidieron nada de nada”, dijo y afirmó: “Lo desmiento totalmente. Sinceramente, no sé de dónde sale. Hay muchos que están indignados con estas cosas”.

Paola Prez, la exdirectora de Niñez del gobierno de Cecilio Salazar -que dejó ese cargo tras un temporal en el que aseguró haber visto cosas que no les gustaron y sobre las que denunció penalmente al intendente, aunque la causa no prosperó-, también fue precandidata en la lista de Rosa. Iba en el octavo lugar. Según el listado de aportantes que elevó Cambiemos a la Justicia Electoral, ella habría aportado 32.000 pesos para la campaña, el 25 de septiembre de 2015.

“A mí nunca me consultaron”, dijo la abogada, quien aseguró haber puesto dinero para “comprar determinados elementos” para la campaña local, aunque nunca tuvo un requerimiento formal para lo que fue elevado a la CNE respecto del financiamiento de Cambiemos para la campaña presidencial, que es la que está en tela de juicio.

“Me sorprendió, porque somos lo que estábamos en la lista del Pro”, señaló y aseguró: “Estoy muy enojada, porque utilizaron mi nombre. Si hubiera aportado, no tendría problemas en decir que lo aporté”. Paola Prez dijo que se presentará “espontáneamente” frente a su “indignación” y analizó: “No sé si a todos les pasará, por ahí los que están en funciones, no sé, se llamarán en silencio y se mantendrán en esa posición”.

Domingo Narciso Mallo, “Mingo”, quien fuera subdelegado de Pueblo Doyle hasta el “ajuste de la política” de principios de año, era el noveno precandidato a concejal de la lista de Rosa. Según el listado, aportó 16.000 pesos el 21 de septiembre de 2015. Consultado por La Opinión, su negativa fue contundente.

“No, para nada. Lo único que nos pidieron, sí, cuando fue la segunda elección, la del año pasado, que nos descontaban del sueldo”, contó. Sobre 2015, aseguró: “Andábamos secos, mirá si íbamos a poner plata. Están locos, estos”.

En 2017 también hubo “aportantes truchos”. Verónica Kasta, hija del histórico dirigente sindical Juan Kasta, empleada municipal que se desempeña en la Secretaría de Seguridad y afiliada al Partido Justicialista, quien aparece con un aporte de 2.500 pesos con fecha 18 de julio de ese año

“La verdad es que me sorprendió. Me enteré por la publicación de ustedes y después corroboré”, dijo ante la consulta y aseguró: “Jamás aportaría a un gobierno del que estoy en las antípodas”.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias