10.4 C
San Pedro
martes, abril 13, 2021

“El auto apareció de golpe y mi amigo fue arrastrado”

Eric Piquet, el joven que conducía la moto que fue embestida por el profesor José “Tati” Sánchez y que le costó la vida a Sebastián Miño, habló con La Opinión. Contó en detalle lo que sucedió esa noche y confirmó que su amigo fue arrastrado varios metros. Aseguró que harán todo lo posible para exigir justicia y para que haya condena.

Publicidad

 

Diez días pasaron desde la trágica madrugada en la que murió Sebastián “Papacho” Miño, de 27 años, víctima de un accidente de tránsito. Su familia busca revertir la decisión judicial que dejó libre al profesor de matemáticas José “Tati” Sánchez (32), quien embistió a la moto en la que circulaba la víctima fatal y se dio a la fuga para ser hallado horas después en su casa.

Publicidad

“Papacho” no sobrevivió al accidente. Sí lo hizo su amigo Eric Piquet, de 29 años, que esa madrugada conducía la moto 110 en la que ambos circulaban cuando fueron atropellados por detrás por el Volkwsagen Gol que conducía Sánchez.

La Opinión dialogó con Piquet a pocas horas de que el joven recibiera el alta tras permanecer internado primero en terapia intensiva y luego en sala común, en el Hospital, donde entró con lesiones graves que por momentos hicieron peligrar su vida.

En primera persona

Eric Piquet contó su versión de lo que sucedió aquella noche. Lo que vivió antes, durante y después del accidente en el que perdió a su amigo.

“Ya me dieron de alta y estoy un poco mejor”, aseguró antes de rememorar la noche que le cambió la vida para siempre.

Contó que aquel sábado él y Sebastián “Papacho” Miño habían ido con un grupo de amigos a la parrilla ubicada en camino Crucero General Belgrano casi Ruta 1001. “Habíamos estado en el bar ese que abrió hace poquito, y a las 4.00 de la mañana ya estábamos saliendo”, contó.

Algunas versiones indicaban que José “Tati” Sánchez estaba en el mismo lugar esa noche. “Desconozco si el que nos chocó estaba también allí, como se dice”, indicó Piquet.

El joven asegura que se acuerda “de todo” lo que sucedió y así, tal como lo puede reconstruir, se lo contó a este semanario.

“Esa noche nosotros veníamos por la ruta, por la orilla, junto a otra moto en la que iban dos compañeros”, dijo. Recordó que hicieron unos 50 metros más, “hasta llegar a la verdulería” y relató: “De pronto sentí el golpe. No vimos luces ni nos tocaron bocina. Ahí caí, me levanté, corría para todos lados, estaba perdido, todo era locura”.

Lo que recuerda es que el accidente sucedió “a la altura de los puestos de naranja”. Lo dijo con total seguridad: “Ahí sentí el golpe. Yo caí y a mi compañero (el auto) lo llevó arriba del capot hasta unos 20 metros. A la moto la arrastró hasta (el club) Los Andes”.

“Yo no lo encontraba a mi amigo, salí como loco. Hice unos 20 metros buscando y ahí estaba, tirado”, señaló. Con la misma seguridad indignada, sostuvo: “El auto no paró nunca. Yo les preguntaba a mis compañeros que iban con nosotros, pero lo habían perdido de vista”.

Eric se acercó a “Papacho” y la situación se tornó desesperante. “Vi que no respiraba, le empecé a hablar y reaccionó, comenzó a respirar. Ahí me quede más tranquilo y me hicieron acostar. Después vino la ambulancia”, contó. Desde ese momento, ya no recuerda nada.

“Yo a partir de ahí no me pude mover más, me dolía todo, tuve quebradura de clavícula, un golpe fuerte en la cintura y la rodilla la tengo hinchada”, enumeró sus afecciones Piquet.

“Tati” no puede hablar

Mientras el acusado afronta el proceso judicial que enmarca la causa, y aunque la carátula del caso le permite estar en libertad ya que es excarcelable, amablemente la familia de José “Tati” Sánchez informó que el joven docente no ofrecerá, por lo pronto, declaraciones públicas.

Los familiares del profesor de matemáticas imputado por “homicidio culposo agravado” y “lesiones culposas agravadas”, explicaron que tanto ellos como el propio Tati no “están en condiciones de hablar, por todo lo que está pasando”.

El joven de 32 años no está dictando clases en los colegios Socorro y Normal, donde lo hacía habitualmente. La información ofrecida es que “solicitó licencia”. Desde su entorno aseguraron que su estado de ánimo no es el mejor y que se siente “decaído y triste” por lo que le tocó protagonizar.

Eric recordó a Papacho

Durante la charla con La Opinión, el joven sobreviviente del accidente tuvo palabras para recordar los momentos vividos con Sebastián Miño.

Contó que con “Papacho” eran “como hermanos” y agregó: “Andábamos para todos lados juntos, andábamos a caballo juntos, íbamos a las domas, todo. A él le encantaban los animales, era un gran cuidador”.

De la misma manera, se refirió a José “Tati” Sánchez y a la decisión del Juez de Garantías Ricardo Pratti de denegar el pedido de detención solicitado por el Fiscal Manso en su momento.

“Al pibe que nos chocó no lo conozco, nunca lo vi. Esto no puede quedar así, porque él (Sánchez) nos chocó y se fugó. Si hubiera parado, sería otra cosa. Pero no lo hizo”, sentenció.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias