22.1 C
San Pedro
martes, enero 18, 2022
- Publicidad -
- Publicidad -

Chocó con una motocicleta que venía haciendo “willy” y sus hijos se salvaron de milagro: “Estuvimos protegidos por Dios”

Micaela circulaba en moto con su bebé de 2 años y su hija de 4 cuando los embistió un joven "haciendo willy". "Por cinco centímetros, mi hija no se dio la cabeza contra el cordón", contó en Radio Cuarentena.

 

El accidente se produjo el martes en la esquina de Benefactoras Sampedrinas y Nieto de Torres, en horas de la siesta. El muchacho de 19 años se dirigía haciendo “willy” en una moto tipo cross cuando embistió a otra 110 C. C. en la que circulaba una mujer con sus dos hijos de 2 y 4 años.

Publicidad

Micaela Escobar, madre de los dos menores, habló en el programa Radio Cuarentena y contó que se dirigía junto con su bebé de 2 años y su hija de 4 hacia el jardín de Mataderos: “No tenía con quién dejarlo y lamentablemente es el único medio de transporte que tengo”. Sobre el hecho, remarcó que el conductor “venía en una rueda y muy fuerte”, y que además no alcanzó a verlo.

Micaela tuvo su primera moto a los 15 años, cuando sus padres decidieron regalársela para su cumpleaños. Aunque pasó el tiempo, explicó que de todas formas es una “persona miedosa”, y que al momento de conducir el vehículo lo hace “despacio, ya que tengo terror de que pase algo”.

“Tengo dos criaturas y no tengo auto para movilizarme, porque no tengo la economía para poder comprármelo”,

dijo Micaela, la mamá que chocó el joven haciendo “willy”

Además, remarcó que la moto en la cual circulaba el muchacho “no era de él”, sino que había pedido “permiso para hacer un mandado”, y agregó: “Iba fuerte y haciendo cosas que no debía hacer, es un medio de transporte”.

En el choque, su niña de 4 años fue quién cayó contra el pavimento a centímetros del cordón: “Los médicos me dijeron que si hubiese ido más fuerte mi hija se mataba, pero ella sólo se raspó los brazos, las rodillas, y la cara se la cubrió el barbijo, que es grueso, aunque le quedó la rueda marcada en el brazo izquierdo”.

“Por 5 cm mi hija no se dio la cabeza contra el cordón porque cuando la agarré estaba a cerca del cordón. Estuvimos protegidos por Dios”,

consideró Micaela Escobar.

También, la joven contó lo que sucedió tras el choque. “Varias madres quisieron pegarle porque contestaba mal”, y agregó: “El chico nos amenazaba y nos decía que iba a ir a buscar al padre. Yo soy culpable porque no tengo que usar la moto con criaturas y juro que nunca más lo voy a hacer, pero no podés andar así porque ni siquiera se protege su vida”.

El motociclista, al producirse el impacto, procedió a darse a la fuga y fue encontrado por el director de Tránsito, Luis Caramún, quien lo entregó a la policía: “Él se fue porque mi hija no paraba de llorar y se asustó”.

“Si ando a 20 km es mucho. Esto nunca me había pasado y es lamentable que ocurra con las criaturas porque podría haber perdido a alguno de mis hijos”, consideró por último la joven y aseguró que Caramún le informó que dispondran lomos de burro en Nieto de Torres: “Sé que como mamá yo también tengo que tomar medida y no voy a hacerlo nunca más”.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias