23.1 C
San Pedro
martes, abril 13, 2021

Casal prometió cinco policías más para la ciudad y agenda de trabajo conjunto

El intendente Guacone, el Presidente del Concejo Deliberante Martín Pando y los titulares del Centro de Comercio y el Foro de Seguridad mantuvieron un encuentro con el Ministro de Justicia y Seguridad del Gobierno de Scioli, a quien entregaron un petitorio. El Gobierno apuró el trámite y convocó a todos a esa reunión, se comprometió a concurrir a la cita con el HCD y preparó el decreto que crea oficialmente el Centro de Monitoreo para las cámaras.

Publicidad

 

Como en pocas de sus decisiones políticas relevantes en medio de un conflicto, el intendente Pablo Guacone tomó la iniciativa y se abocó a la reducción de daños de una situación que comenzaba a hacerle ruido dentro de ese tránsito cariñoso que a pesar de todo lo que pueda suceder mantiene con la población: seguridad/inseguridad comenzaba a ser el tema.
Con quince votos contra dos, el Concejo Deliberante había votado la semana pasada convocarlo a la reunión de la comisión de seguridad de ese cuerpo, que preside el edil del opositor Frente de Todos Juan Almada. El encuentro estaba previsto para ayer a las 10.00 de la mañana y desde el gabinete ya habían advertido que el Jefe Comunal no podría ir “por cuestiones de agenda”.
Rápidos de reflejos, en el Gobierno acordaron una entrevista con el Ministro de Justicia y Seguridad bonaerense, Ricardo Casal, quien los recibió ayer a las 16.00 en su despacho de La Plata.
Con mayor tino político aún pero después de casi ocho horas para tomar la decisión, llamaron al Presidente del Concejo Deliberante Martín Pando y al titular del Centro de Comercio Esteban Grecco y al del Foro de Seguridad Juan Gutiérrez para que fueran parte del encuentro.
Las quejas de los comerciantes habían recobrado impulso luego de que entregaran en Baradero y en manos del propio Casal un petitorio dando cuenta de las situación por la que atraviesa la ciudad y su sector en particular, con una serie de hechos delictivos que si bien no escapan de la media o no se han visto agravados en los últimos tiempos, no dejan de ser una problemática necesaria de atender.

Publicidad

Cinco policías
de refuerzo
Durante el encuentro, Ricardo Casal repasó los problemas estructurales de la provincia, como para marcar a los sampedrinos que este no es el único distrito y que las dificultades son muchas. Reconoció que la falta de personal afecta a todos e hizo el anuncio de que hoy llegarán cinco efectivos de la Bonaerense para reforzar el plante local.
Le indicó a Guacone que puede tomar iniciativas propias para resolver algunas de las problemáticas y se comprometió a disponer un puesto de vigilancia en alguno de los accesos a la ciudad, en la medida en que el municipio lo construya.
Tras la reunión, el titular del Foro de Seguridad Juan Gutiérrez dijo a La Opinión que la reunión fue “muy positiva” y consideró que las cosas planteadas son pasibles de llevar adelante. “Nos vinimos contentos”, aseguró.
Por su parte, el Presidente del HCD Martín Pando señalo: “El Ministro mostró buena predisposición y se planteó una agenda de trabajo que vamos a seguir de cerca” y agregó que Casal “planteó cuatro o cinco puntos de los cuales se puede tomar la iniciativa desde lo local”.
Desde el Centro de Comercio, Esteban Greco dijo: “Nos dejo medio conformes” y manifestó su satisfacción por la llegada de los cinco nuevos efectivos policiales. El Secretario de Gobierno Pedro Restelli dijo a La Opinión que “la reunión fue positiva en general” y detalló: “El Ministro fue receptivo a lo expresado y comprometió algunas respuestas rápidas y otras de mediano plazo”.
El funcionario adelantó que Casal “estaría en un mes para hacer una evaluación” de la seguridad en el distrito.

Los doce puntos
de Guacone
El intendente entregó al Ministro un petitorio con doce ítems en los que detalla las demandas que considera “prioritarias” en materia de seguridad. Pidió “establecer una unidad de criterio por parte de los fiscales”, es decir que considera que Manso y Ates tienen diferencias de abordaje y advirtió que las fiscalías están “ajustadas a un régimen garantista” que “permite que el régimen de reincidencia nos deje cara a cara con quienes delinquen”.
En ese sentido, Guacone aseguró que “es más que habitual que los aprehendidos recuperen su libertad antes que los damnificados retornen a sus hogares luego de hacer efectiva una denuncia” y pidió “incrementar las autorizaciones de allanamientos”.
Indicó la necesidad de que Casal dé marcha atrás con la decisión de que el Fiscal Granda quede sólo para Baradero y advirtió que hay “reticencia” por parte del Juzgado de Paz “a apoyar con sus medidas judiciales el accionar de la Policía de Seguridad”.
Puesta en funcionamiento de la Escuela de Policía de Ramallo, implementación del 911, mayor presencia de las divisiones de narcotráfico e investigaciones, control más estricto y efectivo de quienes están bajo el régimen del Patronato de Liberados, mayor presencia del Gad los fines de semana, más cámaras de seguridad y más efectivos, completan el pedido del intendente.

Priorizar la política
El jueves pasado a las 19.00, el Concejo Deliberante no tenía mucho para trabajar en el recinto. La mayoría de los proyectos ingresaban para su tratamiento en comisión o en próxima sesión. Nada presagiaba un debate como el que se vivió, en el que hubo hasta insultos a viva voz.
El enfrentamiento surgió por la seguridad, luego de las reuniones que el Centro de Comercio mantuvo con el intendente, los concejales y las autoridades policiales. Allí decidieron convocar al Jefe Comunal a la comisión, lo que despertó la queja del oficialismo, en la voz de Sandra Mari y Fabio Giovanettoni.
Juan Almada había reclamado la necesidad de que Guacone fuera a “conversar sobre la problemática” para “saber dónde está el Estado municipal” en materia de seguridad y “preguntarle al intendente cuál su visión y su política” en el tema.
Giovanettoni se quejó porque “Almada no efectuó ninguna de esas consultas” durante las reuniones previas. Ese fue el “constructivo” debate dentro del recinto. Un pase de facturas que nada contribuyó a discutir el problema.
“No queremos tener una marcha para pedirle seguridad”, dijo Sergio Rosa y recibió el ataque de Mari, que sin más le espetó: “Participé de las tres reuniones (con el Centro de Comercio y el Foro de Seguridad), no hubo impedimentos para hacer preguntas. Esto es una movida de chicanas políticas, de no haber ganado elecciones y que la terapia que hicieron tras perder no haya sido suficiente y me refiero a usted, rencoroso y venenoso que no puede tolerar que un simple pintor le haya ganado al Licenciado”. Rosa prefirió no responder las agresiones personales y recibió nuevas críticas por parte de Mari.
Por su parte, Daniel Monfasani señaló: “Somos responsables de lo que pasa en San Pedro, cuando suceda un hecho grave los responsables seremos todos los que componemos el arco político” y como quien sella el fin de un acuerdo posible, disparó: “Si no me da, tengo que preguntar cómo hacerlo, pero hay que ponerse al frente. La inoperancia de una persona nos va a arrastrar a todos”, en clara alusión al Intendente.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias