20.7 C
San Pedro
domingo, septiembre 19, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Branto Ayala no declaró y pidió no seguir preso en Sierra Chica

Roberto Branto Ayala llegó a San Pedro a las 9.00 de la mañana, desde el penal de máxima seguridad donde estaba alojado hasta este miércoles, cuando fue trasladado para prestar declaración ante el Fiscal Marcelo Manso. El detenido hizo uso de su derecho a no declarar, a pesar de que él mismo había pedido hacerlo. A pedido del detenido, el Defensor Oficial Alejandro Ares elevó un habeas corpus a Cámara para solicitar que sea alojado en San Nicolás.

spot_img

 

Roberto "Tito"o "el Zurdo" Branto Ayala, único detenido por el asalto a un camión de una distribuidora de Baradero en cuyo marco fue asesinado el agente de la Policía Local Nelson Lillo, fue trasladado desde Sierra Chica a San Pedro para prestar declaración indagatoria en la causa, aunque finalmente no lo hizo.

Publicidad

El peligroso delincuente llegó en medio de un importante operativo de seguridad. Arribó a las 9.00 de la mañana y esperó más una hora dentro de la camioneta del Servicio Penitenciario para ser entrevistado por el Defensor Oficial Alejandro Ares, que lo asiste en el expediente. 

Branto Ayala se reunió con Ares y le solicitó que eleve un pedido a la Justicia para no seguir detenido en el penal de máxima seguridad de Sierra Chica, desde donde llegó para ampliar su declaración indagatoria, tal como él mismo había requerido, tras cinco horas de viaje.

La Defensoría elevó a Cámara un habeas corpus para que evalúe lo que pidió Branto Ayala: no seguir preso en Sierra Chica y ser alojado en la Unidad Penal 3 de San Nicolás, asunto sobre el que deberá expedirse la Justicia. La solicitud fue porque está "lejos de su familia", sin recibir visitas, por la distancia.

"Hay una resolución del Ministerio de Justicia que establece que los detenidos del Departamento Judicial de San Nicolás no pueden estar lejos de las unidades locales", explicaron a La Opinión desde el Ministerio Público de la Defensa.

d5114341-9aaf-4c89-b000-bb6eb008cd83

Pasadas las 11.00, Branto cruzó desde Defensoría a Fiscalía. Estuvo unos minutos en un cuarto de esa dependencia judicial, junto a la importante custodia que le asignaron, y luego se sentó frente al fiscal Marcelo Manso para decir que iba a hacer uso de su derecho a no declarar.

Branto Ayala había sido indagado el día que lo detuvieron, 55 horas después del hecho por el que está imputado. En abril pasado, pidió ampliar esa declaración. Desde entonces, se esperaba la autorización del operativo de custodia que necesitaba el caso y recién este miércoles fue trasladado a San Pedro. En vano, puesto que no habló.

El detenido regresaba al penal de Sierra Chica, donde esperará la resolución respecto al pedido que en su nombre hizo el Defensor Oficial respecto de su alojamiento en la cárcel de San Nicolás.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias