19.7 C
San Pedro
sábado, marzo 6, 2021

Bajó el agua y empezó la reconstrucción, aunque esperan nuevo pico de creciente

El río bajó hasta los 3,60 metros, por lo que tanto el Municipio como los clubes y emprendimientos turísticos comenzaron a limpiar y reparar el desastre que dejó la inundación. El último informe del Instituto del Agua prevé que haya creciente en las próximas semanas.

Publicidad

 

La creciente comenzó a mostrar una tendencia a la baja en las últimas semanas, al punto que, del máximo de 4,12 registrado, ayer estaba alrededor de los 3,60, lo que implicó un respiro para los afectados.

Publicidad

En la zona de islas, la perspectiva es oscura: la Secretaria de Desarrollo Social del Municipio, Karina Chiarella, dijo a La Opinión que un informe de Inta establece que recién podrán volver a la normalidad en sus viviendas en septiembre.

En la costanera, emprendimientos turísticos, clubes y espacios públicos muestran un ostensible deterioro. La limpieza comenzó para mejorar esos lugares, sobre todo ante la proximidad de Semana Santa, pero también para evitar que la crecida que se espera se lleve todo.

Paseo Público, contrarreloj

El Gobierno ordenó a los responsables de Parques y Jardines que apronten los espacios públicos para el fin de semana largo. El 24 de marzo, Día de la Memoria, habrá mucha gente en la plaza Belgrano y la plazoleta Fray Cayetano Rodríguez, por lo que ya comenzaron a dejarlas en condiciones.

El plan para la costa es abrir el paso a los vehículos por la avenida, que hoy permanece cerrada ya no a la altura del club Náutico sino en cada extremo del Paseo Público. El domingo, un turista se hundió en el barro cuando intentó, al igual que otros, pasar por el costado del montículo de tierra que cierra el paso.

La limpieza que comenzó la semana pasada tiene algunas dificultades. El agua dejó mucho para hacer. Hay árboles con riesgo de caerse y otros que ya fueron sacados. “El terreno fue rellenado ensu momento, y se plantaron muy arriba, entonces se caen”, explicó un trabajador del área.

El camino vehicular y el sendero peatonal tienen sus pavimentos resentidos, y en algunos sectores pueden verse grietas producto del agua. La avenida está peor, ya que frente a los cañones tiene baches que habrá que tapar antes de Semana Santa.

En el Paseo Público sólo permitirán el acceso peatonal, que es algo que ya sucede.

Los baños necesitan una revisión, ya que hay hasta vidrios rotos producto del incomprensible vandalismo. Los mosquitos son demasiados y el lunes encontraron una víbora de importantes dimensiones, que estaba preñada. Además, todos los días entierran decenas de nutrias que buscaron refugio y son atacadas por perros.

Clubes y emprendimientos, en recuperación

Desde Las Canaletas hasta Pesca y Casting, los clubes y emprendimientos turísticos sufrieron en gran medida los embates del agua, con excepción del Howard Johnson Marinas, cuyo propietario aseguró que pudo mantener el hotel abierto al público con trabajos de contención.

“El primer informe lo tuve en agosto, en su momento lo comenté con algunos personajes de la municipalidad y desestimaron lo que yo les he dicho”, reveló Alejandro Monjo el sábado en Sin Galera y completó: “En la vida hay que aprender a escuchar y no creer que se sabe más de lo que sabe”, agregó al confirmar que sostuvo la actividad turísitica y las fuentes de trabajo durante todos estos meses.

Pescadores y Náutico tienen sus problemas, ya que el agua que bajó dejó al descubierto las tareas que hay que emprender para mejorar esos predios o al menos para evitar que una nueva crecida los afecte aún más.
En Mansa Lyfe, las cabañas sufrieron el embate, al igual que el resto del camping que desde el pasado fin de semana despliega tareas para poder reestablecer los servicios que ahora también cuentan con el flamante restaurante. América, Las Canaletas, Safari y Pesca y Casting también hacen números para evaluar cuánto deberán invertir para que la temporada 2016 los encuentre en condiciones.

Expectativa de lluvias y creciente

Como advirtió La Opinión el año pasado, el semestre cálido es y será de lluvias superiores a lo normal en toda la cuenca del Paraná. Los informes del Instituto Nacional del Agua dan cuenta de “probabilidad de pulsos de crecida significativos” que “podrían generar nuevos picos” río arriba, lo que repercute semanas después en San Pedro.

“En el Delta la onda de crecida evolucionó ya por toda la región, elevando los niveles por encima de los normales. Se espera que la situación no se modifique sensiblemente”, dice respecto de esta zona.

La Secretaría de Desarrollo Humano que conduce Karina Chiarella irá esta semana con personal de Inta y Cruz Roja a recorrer la zona de islas. Un informe exhaustivo sobre la situación local obra en la Dirección de Planificación y Gestión de Riesgo de la Dirección Provincial de Defensa Civil, que está a cargo de Virginia Laino.

El Gobierno provincial prepara un programa a largo plazo para las regiones afectadas, porque “las perspectivas son de creciente y lluvias”, dijo Chiarella.

Publicidad
Publicidad

Lo Último

Publicidad

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias