27.6 C
San Pedro
domingo, marzo 7, 2021

Aumenta el misterio sobre la desaparición de Alberto Olmeda

El pescador de 35 años es buscado desde el domingo 15, en la zona de islas en Vuelta de Obligado.

Publicidad

 

A medida que pasan los días crece el misterio sobre lo que puede haber sucedido con Luis Alberto Olmeda, un hombre de 35 años que había llegado a Vuelta de Obligado para ir de pesca junto a un grupo de amigos.
Hasta el momento todos los métodos implementados para dar con el desaparecido han resultado en vano y ya sobre el pasado lunes, la búsqueda mermó debido a que las condiciones del río y el clima no eran favorables.
Olmeda había arribado a Vuelta de Obligado junto a otras tres personas, todas oriundas de Gral. Rodríguez. Tenían como objetivo cruzar a la isla para pasar el fin de semana y pescar durante su estadía, pues es una actividad que venían realizando desde hace años, es decir que no desconocían la zona.
Ya en la isla, llegado el atardecer tres de estos decidieron irse a dormir, mientras que Olmeda se quedó pescando al lado de un fogón que minutos antes había encendido. Para sorpresa de todos, cuando despertaron a la mañana siguiente observaron que Olmeda no se hallaba en el lugar, comenzaron a buscarlo pero todo resultó en vano, el joven no apareció. Fue así entonces como dieron aviso a una embarcación que pasaba por el lugar y comunicaron lo sucedido a Prefectura.
“Tengo que reconocer que habíamos tomado mucho”, dijo Cristian, uno de los jóvenes que se encontraba en el lugar junto al desaparecido. “Este muchacho (por Olmeda) estaba muy ebrio, le dije que se viniera a dormir con nosotros pero no quiso, se quedó pescando, pero antes de acostarme le escondí una botella de licor porque sino iba a ser peor”, agregó el joven.
“La verdad que no sé que le puede haber pasado, aunque entre dormido pude escuchar ruidos y me dio la sensación de que alguien se había chocado las ollas que había en el fuego”, expresó Cristian.
“Lo único que puedo pensar es que este muchacho se tiró al agua. Digo esto porque entre las cosas que había en el lugar estaba su gorra, pero quemada. El se había puesto la visera para atrás y lo que estaba quemado era la parte de atrás de la gorra, es decir que se podría haber caído sobre el fuego y quemado la cara, por eso entiendo que se puede haber acercado al agua para enfriarse y se cayó. Eso es lo que pienso que le puede haber pasado”, dijo con un cierto grado de seguridad esta persona.
“Perdido seguro que no está. Ya conocíamos la isla porque habíamos venido en otras oportunidades. Ese era el primer día de permanencia en ese lugar ya que hicimos noche en el arroyo El Tala, pescamos, y al día siguiente nos fuimos para Vuelta de Obligado”. “Tampoco creo que se haya internado en el medio de la isla ya que alrededor de donde estábamos había muchos terraplenes y bañados, y en el estado que estaba es prácticamente imposible que haya podido trepar y cruzar de a pié”.
Los tres amigos radicaron la denuncia y a pesar de que los familiares de Olmeda han difundido imágenes del joven por todas partes hasta el momento no se han producido novedades.

Publicidad

Sospechas
y más sospechas
En la búsqueda de Luis Alberto Olmeda trabajan en conjunto la Policía de Islas con asiento en Gualeguay, la Prefectura de Ramallo y San Pedro, cumpliendo órdenes del Fiscal de Gualeguay Dr. Darío Crespo. De todos modos, luego de una semana de intensas tareas, sobre la tarde del lunes las condiciones climáticas los obligaron a detenerla momentáneamente.
Se trata de una zona difícil para trabajar, el río es un lugar por donde transitan grandes embarcaciones, con mucho oleaje y correntada. La isla en donde estaban los jóvenes, es una zona de mucho pajonal y bañados, ya se buscó en un determinado perímetro pero no se lo halló. No encontraron huellas en el barro ni pisadas entre los juncos, lo que prácticamente determina que Olmeda no transitó por allí.
Es todo un gran misterio y aunque sea duro para ellos, hasta el propio entorno comienza a ser observado ya que al no aparecer existen otras sospechas que solo el tiempo y las pericias podrán determinar. “Con este muchacho está todo bien, nunca hubo problemas”, dijo Cristian de 35 años. “El no es amigo mío, es la pareja de mi mamá y siempre salimos de pesca”, relató el joven.
En el lugar donde se encontraban las personas se buscaron indicios pero no se halló nada, no había signos de violencia ni rastros que invitaran a la duda.

Publicidad
Publicidad

Lo Último

¡Tobias cumplió 11 años!

Llave encontrada

Publicidad

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias