3.1 C
San Pedro
martes, mayo 11, 2021

Aparecieron alacranes venenosos y extreman precauciones

En la zona de la explanta Coplac una familia encontró seis ejemplares y un relevamiento nocturno de Bromatología halló otros dos. De la misma manera, dos alacranes aparecieron en una casa en inmediaciones de la estación de trenes.

Publicidad

 

El departamento de Bromatología de la Secretaría de Salud activó los protocolos de intervención ante la aparición de seis alacranes compatibles con la especie venenosa en dos puntos de la ciudad y prepara una fumigación preventiva.

Publicidad

Un vecino halló cuatro ejemplares en la zona residencial ubicada en inmedaciones de la explanta Coplac, en el camino Crucero General Belgrano. Mató a los cuatro, dos quedaron muy deteriorados y los otros dos fueron remitidos al área que coordina el veterinario Saverio Gutiérrez, que confirmó que se trataba de la especie peligrosa.

El otro caso se registró en inmediaciones de la fábrica Arcor, cerca de la estación de trenes, donde una familia halló dos ejemplares en su vivienda, que también fueron confirmados como pertenecientes al tipo de alacranes venenoso.

El departamento de Bromatología de la Secretaría de Salud recorrió el jueves por la noche la zona de la exfábrica Coplac donde previamente un vecino halló cuatro alacranes venenosos y, mediante el uso de luces ultravioletas, encontró dos más de la misma especie.

“Esta gente va a tener que deshabitar la casa y vamos a hacer una fumigación en todo el predio, seguramente en los predios lindantes también”, explicó a La Opinión el jefe del área que depende de la Secretaría de Salud, Saverio Gutiérrez. El tratamiento en las viviendas implica fumigar contra los insectos de los que se alimentan los alacranes, para evitar su aparición.

En lo que va del verano, el área municipal recibió decenas de consultas de vecinos de diversas zonas de la ciudad en relación a la presencia de alacranes en viviendas y terrenos. La mayoría de los casos registrados en San Pedro resultaron ser de la especie que es inofensiva, aunque también hubo, en menor medida, de los venenosos.

Para reconocerlos hay que observar, fundamentalmente, las pinzas y la cola, que tienen diferencias importantes y fácilmente detectables. De todas maneras, ante la aparición de un ejemplar, lo mejor es comunicarse con Bromatología al 425450.

Para diferenciarlos hay que tener en cuenta que el no peligroso es de color marrón oscuro a negro, tiene pinzas cortas y anchas, y cola telson sin apéndice, a diferencia del venenoso, que es amarillo, tiene cola telson con apéndice, cuerpo alargado y pinzas largas y angostas.

Bothriurus bonaerensis es el “no venenoso” y que suele aparecer en la ciudad. De hecho, en las últimas semanas se reportaron varios. En general, la población se alarma porque el riesgo ante la picadura de los que son considerados peligrosos es importante.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias