9.6 C
San Pedro
jueves, mayo 13, 2021

Apareció el corazón de la Virgen

El Martes pasado se detectó, en la Iglesia Nuestra Señora del Socorro, la ausencia del corazón de plata que descansaba sobre el pecho de la Virgen Dolorosa. Finalmente el Domingo fue dejada esta pieza histórica de 200 años de antigüedad, en un comercio de nuestra ciudad.

Publicidad

 

No se sabe si fue por devoción religiosa o por o simple raterismo, pero lo cierto es que el Martes de la semana pasada, en la Iglesia Nuestra Señora del Socorro descubrieron la ausencia del corazón de plata que descansa desde hace más de doscientos años sobre el pecho de la figura de la “Virgen Dolorosa”.
La denuncia fue registrada en la mañana del Miércoles y se estima que el robo del objeto de devoción de tantos fieles, se produjo entre la tarde el Lunes y el Martes.
El Padre Carlos Miri confirmó el hecho a “La Opinión” y aseguró que en verdad, es bajo el valor económico del corazón de plata de la Virgen, pero que posee “un inigualable valor histórico” por sus 200 años de antigüedad. La figura fue traída originalmente a San Pedro para formar parte del convento franciscano.
Afortunadamente, durante la tarde del Domingo, el corazón de la Virgen fue encontrado en las puertas del negocio de un comerciante de nuestra ciudad, y devuelto inmediatamente a la iglesia.
El Padre Carlos Miri comentó en ese sentido, que dos décadas atrás un hecho similar ocurrió con la misma pieza religiosa, que fue sustraída de la iglesia y recuperada luego de algunos días, a pocas cuadras del templo.
En relación a quien o quienes pueden haber sido los autores del hecho, desde la policía departamental comentaron que la enorme cantidad de transeúntes que pasan por la iglesia, hace que sea muy difícil poder identificar a él o los autores.
Todos los 15 de Septiembre, la iglesia celebra la compasión “de aquella que se mantuvo fiel junto a la cruz”, y se evoca la memoria de la Virgen Dolorosa. En San Pedro, se trata de una figura de poco más de un metro de altura, con su tradicional manto negro y dorado que la recubre y que representa el sufrimiento de la Virgen María en el momento de la muerte de Jesús. Por eso se simboliza con su corazón por fuera de su pecho, atravesado por una estaca.
Este año, seguramente, los fieles tendrán una conmemoración signada por la reciente anécdota del robo y la posterior aparición de la inestimable pieza religiosa.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias