24.3 C
San Pedro
miércoles, diciembre 1, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Amélie, la beba que necesitaba un halo chaleco, fue operada con éxito

La semana pasada la beba fue operada en el Hospital Garrahan. La colaboración de los sampedrinos permitió comprar el el elemento que necesitaba y que le permite tener fija su columna "para que al hueso faltante lo pueda formar como cartílago", explicó Selene Percara, su mamá, en diálogo con La Opinión.

 

Amélie es una bebé de nueve meses que nació con una condición llamada Mielomeningocele, es decir con una malformación congénita que le provocó una falla en el crecimiento de su columna vertebral. Por este motivo tuvo que ser derivada al Hospital Garrahan donde fue sometida a varias operaciones en su columna y cabeza.

Publicidad

Una de ellas, en la cual en el postoperatorio le colocaron un halo chaleco que fue adquirido gracias a la colaboración de los sampedrinos, tuvo lugar la semana pasada. Selene, su mamá, confirmó a La Opinión que “salió todo más que bien y ahora hay que esperar para su evolución”.

“Todavía tenemos para rato, porque Amélie no satura bien. Los médicos pensaban hacerle una traqueostomía pero van a esperar, porque viene mejorando”, explicó Selene.

Amélie o la “bebé de hierro”, como la apodaron sus doctores, nació de forma prematura el 12 de febrero y le detectaron espina bífida. A raíz de esta situación tuvo que someterse a un cambio de válvula, momento en el que le diagnosticaron meningitis.

Todo ello provocó que su estado de salud se transformara en un tema delicado y debieron aplicarle tres vacunas que formaban parte del tratamiento. Esta fue la primera vez que tuvieron que organizar una rifa, ya que el costo de las aplicaciones era de 9.500 pesos cada una.

Cuatro meses después, en una de sus operaciones para descomprimir el cerebelo, los médicos debieron “sacarle uno de sus huesos”, lo que le provocó que “no pueda tener sostén cefálico, tenga apneas, convulsiones y a su vez su columna se está desviando”, explicaron sus allegados hace unos meses a La Opinión.

Esta lesión hizo que necesitara un halo chaleco con una medida personalizada para el postoperatorio, cuyo valor rondaba los 60 mil pesos, monto obtenido gracias a la colaboración de las personas que se solidarizaron con la causa.

Además, a raíz de la gran difusión que tuvo el caso, el propio intendente Cecilio Salazar se comunicó con la familia para ponerse a disposición.

“Los médicos piensan que con el halo chaleco podrá tener fija su columna y como ella es una bebé, puede que al hueso que le falta lo forme como cartílago”, indicó su madre.

Amélie deberá seguir en el Garrahan “por lo menos por dos meses más”, y si el elemento cumple su función, podrá volver a la ciudad y viajar a Buenos Aires cuando le indiquen las fechas de control.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias