10.1 C
San Pedro
miércoles, septiembre 22, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

“Agradezco con mi alma y con mi corazón a todos los que me acompañaron”

Agustín Iglesias, el joven de 27 años que pasó más de 28 días hospitalizado a raíz de una herida de bala, volvió a San Pedro y avanza con la recuperación. Planea volver a tocar el 2 de diciembre para devolver a los sampedrinos todo el cariño que le demostraron.

spot_img

 

Días atrás se lo pudo ver a Agustín Iglesias recorriendo las calles céntricas de la ciudad. Calmo, sereno y a paso lento, el cantante de la banda de death metal Nafak busca ir recuperando el tiempo perdido. Es que pasó casi un mes hospitalizado luchando por sobrevivir y recibiendo todo el apoyo necesario para seguir adelante.
Pese a haber estado más de cinco días en coma farmacológico y varios más sedado, Agustín recuerda a la perfección todo lo que pasó la fatídica noche del sábado 13 de octubre en la que Alejandro Julio Revol le disparó sin mediar palabra.
“Estaba en la fiesta de una amiga en el sindicato del puerto, frente a Sadiv, estábamos junto a un amigo y dos personas más conocidas de la noche. Cuando estábamos subiéndonos al auto empezaron los disparos y yo no entendía qué carajo estaba pasando”, relató Agustín Iglesias a La Opinión y continuó: “Fueron 5, 6 ó 4 disparos; todos consecutivos. El primero me pasó zumbando por el oído y el otro me entró por la espalda”. Inmediatamente después comenzó la odisea de llegar al Hospital, los nervios de momento y una herida en el hombro que impedía a Marcelino, “un gran amigo” de Agustín, manejar con tranquilidad, por lo que el viaje hasta el nosocomio pareció interminable. Recién en el Hospital, cuando Agustín no pudo caminar y sólo atinó a dejarse caer boca abajo, tomó conciencia de la gravedad de la herida. “Marcelino comenzó a gritar que yo estaba herido de bala, salieron los médicos, me llevaron a la Guardia y comenzaron a estudiar las heridas”, contó Iglesias, que recuerda los 15 minutos posteriores con mucho dolor y como un momento que no se lo desea a nadie.

Publicidad

Cinco días dormido
y 28 en cama
“Dije que mi grupo de sangre era B positivo y pedí que me doparan”, relató Agustín, que pasó más de diez días hospitalizado en el nosocomio local para luego ser trasladado a San Nicolás, donde lo alojaron en terapia intermedia lo que para él fue lo peor que le tocó vivir.
“Ahí ves cosas que no quiero recordar, eso no se lo deseo a nadie”, aseguró Iglesias, que agradeció a cada uno de los médicos y enfermeros que lo atendieron tanto en San Pedro como en la ciudad vecina. “Fue como si hubiese vivido un año entero, pero fueron 28 días. Lo que he vivido estos 28 días en cama y en terapia no quiero que lo viva nadie”, señaló.

“Volví a nacer”
Acompañado por su madre, familiares y amigos Agustín Iglesias comenzó uno de los periodos más difíciles: la recuperación. “Viene lenta, tengo la cabeza a full al 100 por ciento con la intención de recuperarme rápido, pero mi cuerpo me dice que vaya de a poco”, describió.
Para reforzar los trabajos acude periódicamente a una kinesióloga que lo ayuda a recuperar los movimientos normales de su cuerpo, teniendo en cuenta que bajó mucho de peso y perdió masa muscular.

El 2 de diciembre vuelve a los escenarios
Agustín divide sus días en recuperar el tiempo perdido y en prepararse para lo que será su vuelta a los escenarios. El cantante de Nafak tiene previsto tocar un tema en la próxima meditación masiva que tendrá lugar el próximo domingo 2 de diciembre en el Vía Crucis. “Será en símbolo de agradecimiento, con mi alma y mi corazón para todos aquellos que me apoyaron”, aseguró.
Mientras Agustín se recuperaba, los organizadores de la meditación se juntaron para mandarle buenas vibras. “Realmente me ayudaron mucho a que salga lo más rápido y me pueda recuperar acá en la casa de mi madre y no allá en San Nicolás alejado de todos, que es algo muy feo”, expresó el joven músico.

Para que no vuelva
a ocurrir
Agustín decidió dar un mensaje a través de La Radio y solicitó a la población que “tomen conciencia” y que “no saquen conclusiones apresuradas”.
“Tengan la esperanza de que San Pedro puede mejorar, quiero que se contagien de eso. Como se unieron todos para que yo esté bien, quiero que se unan para que esto no vuelva a pasar”, fueron sus palabras.
Finalmente informó que la causa está abierta y que hay muchas cosas que él aún necesita esclarecer. En ese sentido, los abogados de Alejandro Julio Revol, que permanece alojado en un penal nicoleño, apelaron la carátula de “tentativa de homicidio” y pidieron que vuelva a “lesiones graves”, lo que en caso de prosperar podría hacer recuperar la libertad al detenido.
Agustín Iglesias recibió en su casa a los agentes de la Justicia, que le tomaron declaración testimonial. Allí relató lo que a La Opinión y que se reproduce en esta página.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias