9.5 C
San Pedro
lunes, julio 26, 2021
spot_img

7 millones de dólares para construir un spa-hotel

En las próximas horas será presentado oficialmente a los concejales, el proyecto que un empresario muy importante pretende concretar en los terrenos del Automóvil Club San Pedro. La Opinión accedió a la carpeta que resume la oferta con sus respectivos planos y en ella se plantea la necesidad de obtener una excepción a la ordenanza San Pedro 2000 para levantar un edificio de tres pisos sobre las barrancas incorporando la calle que cruza las dos manzanas que se utilizarían. La inversión estimada para construir un spa hotel con más de 150 habitaciones y numerosos servicios. El Intendente solicitará una sesión extraordinaria para la semana que viene en la que también se aprobaría la construcción del edificio de Mitre y San Martín.

Publicidad

 

Dos obras importantes con grandes presupuestos podrían ponerse en marcha a corto plazo luego de que se cumplan pasos administrativos importantes. La semana que viene en una sesión extraordinaria, el Honorable Concejo Deliberante de San Pedro convalidará el dictamen de una comisión interna que analizó el expediente para que se renueven los permisos de construcción para el edificio ex Terrazas Sol cuyas bases quedaron asentadas a fines de la década pasada. Con algunas salvedades en materia de seguridad y de control de la obra (evitando que moleste al tránsito y a los vecinos), se aprobará la puesta en marcha de la construcción. Con capitales sampedrinos y de asociados de otras ciudades se levantarán ocho pisos con departamentos de 1, 2 y 3 ambientes partiendo de una inversión promedio de 5 millones de pesos. Tal como anticipó La Opinión hace semanas, existe un marcado interés por el avance de la obra a punto tal que ya hay inscriptos como potenciales compradores.
En la misma sesión, los concejales, después de una reunión previa que tendrían entre hoy y el viernes, votarán la aprobación al pedido de una excepción a la ordenanza San Pedro 2000 formulado por un empresario y su grupo de asesores, con el propósito de construir un mega hotel y spa en la cresta de las barrancas sobre los terrenos del Automóvil Club San Pedro.

Publicidad

7 millones de dólares
La Opinión accedió a la carpeta en la que se presentan los planos del Hotel y Spa y revisándola surgen inmediatamente las observaciones que darán lugar a algún tipo de intercambio de opiniones entre los concejales y un probable debate en la sociedad.
El Automóvil Club sigue con interés la evolución de este análisis porque de la aprobación depende la compra de los terrenos que ya están señados y que le reportarían a la institución cerca de 500 mil dólares.
El propietario de la cadena de supermercados mayoristas Maxi Consumo y su familia son quienes están detrás de esta idea. Extraoficialmente comentaron que a algunos de los integrantes de la familia les interesaría volcarse a la atención de un espacio turístico y terapéutico y que por allegados y recomendaciones llegaron a San Pedro.
El Estudio de Arquitectura Higuain Peralta Zalazar ha sido el encargado de proyectar un mega hotel sobre las dos manzanas con una espectacular vista al río y la construcción de varios espacios de diversión, relajación y deportes.
En el expediente que entrará formalmente al HCD destacan que “ante la posibilidad de adquirir los terrenos pertenecientes al Automóvil Club de la Ciudad de San Pedro, ubicados en la intersección de las calles Máximo Millán/ Ruta 191 y Calle 38, de la ciudad de San Pedro para la construcción de un Hotel/ Spa, se plantea la necesidad de solicitar algunas cuestiones que hacen a la viabilidad del proyecto”.
Lo primero que remarcan es el alto valor inicial del predio compuesto de dos fracciones de 4.617 m2 y plantean que para cumplir con los Códigos de Edificación vigentes, sin perder rentabilidad y perspectivas en el proyecto deben aprovechar la calle 36 que hoy divide a las mananzas.
Textualmente apuntan que “es necesario como un punto de partida, tratar de lograr la anexión de la calle 36, al predio para dar respuesta a las permisas de diseño, que gravitarán en torno al contexto geográfico fuertemente caracterizado por la Naturaleza y el alto valor Paisajístico y poder obtener una superficie importante que permita la viabilidad de la propuesta”.
Para la cesión de la calle, no habría mayores objeciones desde ningún costado del Legislativo sobre todo porque cualquier otro proyecto, salvo la construcción de viviendas, requeriría de lo mismo.
Otra de las cuestiones a resolver está enmarcada por la altura asignada al lugar, como altura límite.
Dice el estudio realizado por los arquitectos que “una propuesta de estas características es muy difícil que por su programa de necesidades no sobrepase la altura obligada a diseñar un edificio en sentido horizontal, el cual tomaría la forma de una placa de 140 metros lineales y cuyo núcleo central, que organiza el lobby se ubicaría a 70 m de las habitaciones mas alejadas, planteando una incomodidad muy difícil de resolver. Después de arrimar otras consideraciones y hasta algunos ejemplos, remarcan que en el impacto visual de la zona ya existe una construcción elevada como los silos del puerto y que una construcción del estilo que proyectan no configuraría mayor deterioro de lo que hoy puede verse.
En concreto, mientras hoy en ese lugar no se puede construir sin una excepción algo de mayor altura que siete metros, pretenden levantar tres pisos (además de la planta baja) llevando el techo de la construcción a 15 metros.

Comodidades
Aún no está claro si el Spa Hotel sería un emprendimiento individual e independiente como una marca exclusivamente sampedrina o si contaría con el franchising de alguna otra cadena como se especuló en algún momento.
La propuesta incluiría un aprovechamiento del espacio público frente al predio que podría ser tenido en cuenta para el mantenimiento del mismo y el desarrollo de alguna actividad relacionada con el edificio, por ejemplo un anfiteatro sobre la ladera de las barrancas.
También plantean que por la magnitud del proyecto, se deberían iniciar las gestiones tendientes a la pavimentación de la calle Máximo Millán y calle 38 “de fuerte valor urbano y circulatorio”.
Esto al mismo tiempo potenciaría el valor de otras tierras cercanas y permitiría avanzar con la continuación del Bulevar Paraná desde Romúlo Naón hacia la zona del puerto.

Piso por piso
De acuerdo a lo que muestran los informes y los planos presentados, el edificio contaría con diferentes dependencias en cada uno de los pisos ya determinadas:
Subsuelo: Salón de Convenciones, Salón de Fiestas, Cocheras para 170 vehículos, Apoyo de cocina, Depósitos, Lavandería y Salas de máquinas.
Planta Baja: Spa, Lobby, Area desayunos, Restaurant, Restaurant íntimo, Bar, Sanitarios del Restaurant, Sanitarios Públicos, Sanitarios Empleados, Sala de Exposiciones, Gimnasio, Pileta de Natación cubierta y descubierta, Sauna, Hidromasaje, Sala de relax y Masoterapia.
Planta alta: tomando primero, segundo y tercer piso se construirán las habitaciones que en total sumarían más de 150.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias