24.9 C
San Pedro
domingo, octubre 24, 2021
- Publicidad -
- Publicidad -

Una sudestada hundió cuatro lanchas en Vuelta de Obligado

Aconteció en la tarde del lunes sobre la costa de la localidad donde momentáneamente amarran las embarcaciones debido a la bajante. Todas fueron ser rescatadas. Los propietarios reclaman la construcción de un canal que les permita tenerlas a resguardo.

 

Una sudestada acompañada por fuertes ráfagas de vientos sorprendió a los pescadores de Vuelta de Obligado y en cuestión de segundos puso en riesgo a todas las embarcaciones que permanecían amarradas sobre la costa de la localidad. El fenómeno natural se produjo el lunes alrededor de las 15.00 y permitió a los propietarios llegar a tiempo y evitar que la situación sea aun peor.

Publicidad

El comportamiento del agua hizo que la mayoría de las lanchas quedaran a la deriva a unos 100 metros de la costa. En el caso de cuatro embarcaciones se terminaron hundiendo, pero gracias al aporte de pescadores y vecinos pudieron rescatarlas y ponerlas a flote aunque varias sufrieron daños en sus motores.

La presencia de las embarcaciones sobre la costa obedece a la gran bajante y la ausencia de un sector adecuado para tenerlas a resguardo. Por eso, los damnificados reclamaron la construcción de un “canalcito” donde atracar sus lanchas y tenerlas a resguardo.

“Nos sorprendió a todos una sudestada grande”, contó en El Reporte de la Tarde el guía de pesca Gustavo Torres. “Como no tenemos lugar para guardar las lanchas, las tenemos que dejar en el río abierto”, agregó.

El damnificado contó que “empezó despacio un viento de 20 kilómetros por hora y llegó a los 35”: “Ahí sí que nos tuvo muy mal y con toda la suerte de que fue de día. El viento era tan fuerte que se hundieron cuatro lanchas de gente pescadora de la zona, que es su medio de vida y si las llegara a perder hoy en día con lo que salen no las puede comprar más. Por suerte las pudieron recuperar”.

“el viento era tan fuerte que se hundieron 4 lanchas de gente pescadora de la zona”

Torres contó que una lancha fue unos cien metros hacia el interior del río Paraná y su propietario la recuperó porque “se enganchó en la soga de una red que tenía atado un bidón de 20 litros y flotó”. Aunque flotaron, las embarcaciones sufrieron daños: “Se vieron afectados los motores, y ahora hay que desarmarlos y todo cuesta plata. Dinero que hoy en día no la gana la gente que pesca porque está todo en dólares”.

“Todo esto pasa porque por la bajante no tenemos lugar para guardarlas, entonces quedan a rio abierto. En lo posible deberíamos tener una entrada para guardar las lanchas”, manifestó el guía de pesca. Y cerró: “Acá es rio abierto y hoy no había forma de salir, parecía un mar. Con el frío se te entumecen las piernas, los dedos, todo. Y siempre arriesgando que te caiga una lancha encima. La única suerte que tuvimos es que pasó de día”.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Lo Último

Lo Más Leído

- Publicidad -
- Publicidad -

Otras noticias