6.8 C
San Pedro
sábado, mayo 8, 2021

“Por suerte detrás de mí venían tres ángeles”

El cantante habló con La Opinión sobre el vuelco en el que casi pierde la vida hace dos meses, en la Ruta 9 y el acceso a San Pedro. Se mostró agradecido por la intervención de los tres policías rosarinos que lo salvaron de morir ahogado. “Si esos chicos no paraban, no la estaba contando”, dijo. Ahora se recupera en su casa de Capilla del Señor y espera volver a cantar.

Publicidad

 

“No me acuerdo de absolutamente nada”, explicó el cantante Enrique Dumas a este medio sobre el terrible accidente que protagonizó hace dos meses en el kilómetro 159 de la Ruta Nacional Nº 9, a pocos metros del acceso a San Pedro.
Dumas de 60 años, habló con La Opinión desde su casa de Capilla del Señor donde junto a su familia se recupera de las lesiones que sufrió y que todavía le demandan reposo y cuidados especiales. “Estamos mejorando, despacio, pero mejorando”, dijo. “Fue un porrazo muy grande”. En el Hospital San Pedro, al que fue trasladado de urgencia esa madrugada, le diagnosticaron traumatismo de cráneo, fracturas costales y una lesión pulmonar. Luego fue derivado a la Clínica Trinidad de Capital Federal y la recuperación fue lenta. “Esa noche volvía para mi casa y lo único que me acuerdo es que me faltaba muy poquito. Después no sé, aparecí en el Hospital, me decían que estaba lúcido. Estuve unos diez o doce días inconsciente y un mes internado en Capital Federal”, recordó.
Tres ángeles
Dumas se mostró muy agradecido con los tres policías que viajaban por la ruta esa madrugada y fueron quienes primero lo socorrieron, salvándole la vida. Se trata de tres agentes de Rosario que descubrieron el automóvil de Dumas volcado en el cantero central de la autopista, y a su conductor insconciente y en peligro porque la cabina había quedado inmersa en el agua de la zanja.
“Estos chicos ya fueron agasajados como corresponde, porque si ellos no paraban, yo no la estaría contando”; explicó el cantante.
Según se lo explicaron, la zanja donde cayó era suficientemente profunda y eso hacía que desde los carriles de la autopista el auto no se divisara, por lo que fue importante la intervención de los jóvenes agentes. Hace poco, le escribió una carta al Jefe de la policía de la jurisdicción donde trabajan los tres agentes, en la que les agradece y los felicita por su actitud. “Ya les dije que cuando pueda ir para allá, haremos lo de siempre, un asado y un par de temas. Ellos son culpables de que pueda seguir, así que me van a tener que aguantar…”, explicó.
En cuanto a la posibilidad de volver a cantar, Dumas aseguró que quizá lo intente en el mes de Septiembre porque “hay un par de fechas que quizá podríamos comprometernos”, pero todo dependerá de su evolución.
Sus amigos y tanta gente que admira su trayectoria y capacidad artística, lo siguen apoyando de cerca. Como el maestro Carlos Galván, que lo visita “con el bandoneón para que Enrique pueda empezar a cantar de a poquito”, y no extrañe tanto el tango.
Ambos tienen la esperanza de volver por acá, a la querida ciudad de San Pedro donde han actuado varias veces, para recuperar los buenos momentos con “tantos amigos que por allí tenemos”.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias