9.6 C
San Pedro
jueves, mayo 13, 2021

Más de $ 1.200.000 en empleados contratados para el complejo turístico municipal

Para el funcionamiento del camping municipal en el Tiro Federal, el gobierno contrató 13 trabajadores para cubrir puestos de recepcionista, mucama, lavandera y recreación. Son empleados temporarios cuyos contratos vencen el 22 de abril. No hay información pública acerca del proceso de selección de esos empleados ni de costo en horas extras por trabajar sábados y domingos. Al final de la temporada se sabrá cuántos turistas y sampedrinos disfrutaron de este nuevo espacio.

Publicidad

 

Para el funcionamiento del denominado “Complejo Turístico municipal” que funciona en el predio del Tiro Federal que el gobierno de Cecilio Salazar recuperó para el Estado local hubo que invertir no sólo en mejorar la infraestructura sino también en personal y contratar empleados para diversas tareas.

Publicidad

La Dirección de Turismo que conduce Gabriela Cuñer dispuso la contratación de 13 empleados que, sin contar las horas extras correspondientes a los fines de semana y feriados, significaron para el Estado local una erogación de alrededor de 1.200.000 pesos entre diciembre y abril.

Antes de la apertura del camping municipal en el Tiro, Cuñer conformó un expediente en el que explicó que se necesitaba personal para cubrir puestos de trabajo como recepcionista, mucama y “recreación”, para lo que solicitó autorización para contratar empleados.

El plan inicial era contratarlos a través de pasantías educativas, para lo que era necesario firmar un convenio. Sin embargo, la subsecretaria Legal y Técnica advirtió que esa modalidad no podía implementarse porque la jornada laboral que se necesitaba cubrir excedía el máximo previsto en la ley de pasantías.

Así, en lugar de buscar más pasantes, mantuvieron la misma nómina de 13 empleados –cuyo proceso de selección se desconoce– y decidieron designarlos como empleados municipales de planta temporaria a través de un contrato de cuatro meses para el desarrollo de “tareas extraordinarias” –es decir que no se pueden cubrir con el personal existente– entre el 22 de diciembre y el 22 de abril.

Los 13 contratados fueron designados como empleados municipales temporarios de categoría 4 con 48 horas semanales, que según la planilla de sueldos aprobada por el Concejo Deliberante en la ordenanza de Presupuesto 2019 tienen un salario básico de 22.029,64 pesos –los básicos temporarios son más altos que los de planta permanente, por la falta de estabilidad– y les corresponde un premio por asistencia de $ 1.000.

Son 13 empleados que cuestan al Estado local unos 23.000 pesos por mes -de bolsillo perciben menos, puesto que hay que deducir cargas sociales-, lo que significa casi $ 300.000 mensuales, que multiplicado por cuatro suman $ 1.200.000.

La ley laboral en la Argentina dice que esa cantidad es el máximo posible. El trabajador no puede trabajar más de 9 horas diarias y la jornada del sábado es media. Es decir que estos contratados para tareas relacionadas con la actividad turística también cumplieron horarios durante los fines de semana, cumpliendo horas extras, que deben pagarse, durante esos días, al 100 por ciento (incluye sábados, domingos, no laborables y feriados nacionales), aunque en la información pública dada a conocer respecto de estas contrataciones no hay información relacionada a cómo se cubrirían esas jornadas, que necesitan de ese personal.

Los 13 empleados temporarios contratados son: María Luján Dichito, Sergio Andrés Ríos Aguilar, Ivana Soledad Shcvindt, Marco Daniel Vega, todos recepcionistas; Rocío Soledad Reyna, Ana Karina Fernández, Florencia Anabela Sánchez, Luisa Juliana Silva, mucamas.

Gina Luciana Corvalán, Betiana Carolina Guntín y Néstor Gonzalo Guntín para “tareas extraordinarias de recreación”. Mónica Raquel Alarcón y Nancy Beatriz Gómez para el servicio de lavandería.

Durante la temporada, la Dirección e Turismo ofreció clases de Natación para niños y adultos por 500 pesos al mes, además hubo talleres gratuitos de artesanías, reciclado, folklore y ritmo comercial para el que se contrataron instructores, entre ellos la actual pareja de la directora de Turismo. Las contrataciones de estos instructores tampoco fueron objeto de divulgación pública. De la misma manera, se desconoce cómo fue el proceso de selección de esos talleres en particular y de los talleristas que los dictaron, en la medida en que no hubo concurso público ni se dieron a conocer los requisitos.

Cuando pase Semana Santa, la Dirección de Turismo estará en condiciones de hacer un resumen que dé cuentas de los resultados de la primera temporada del complejo turístico municipal en el ex Tiro Federal.
Durante el verano, el movimiento que se vio fue dispar. Los fines de semana, por supuesto, fueron de mayor presencia de turistas y de sampedrinos que se acercaron a pasar el día. El feriado de Carnaval, que colmó las expectativas en todos los sectores, también tuvo a este espacio entre los beneficiados por la afluencia turística.
El complejo turístico municipal albergó a una subsede de las Escuelas Abiertas de Verano, lo que permitió que el Fondo Educativo financie el cloro para el natatorio.

Los decretos son oficiales

La semana pasada, este semanario publicó un listado con 134 trabajadores temporarios cuyos contratos fueron renovados el 1 de enero y vencen el 30 de junio. A los sindicatos y a esta redacción llegaron reclamos que señalaban que este medio había dicho que “los iban a despedir”.

Lo que La Opinión publicó en la edición pasada y lo que aparece en esta página es la información oficial publicada por el gobierno en los decretos firmados por el intendente.

Es ese decreto –el 114 del 04 de febrero pasado– el que dice que los contratos vencen el 30 de junio y que Salazar se reservó la potestad de rescindirlos antes, si así lo desea.

Como explicó la nota publicada, los sindicatos reclaman desde hace tiempo por esos trabajadores que llevan muchos años en condición de temporarios, situación que es contraria a la letra de la ley de empleo municipal.
Además, es relevante señalar que en el listado aparece la contadora municipal, Mariana Giosa, aunque días después de ese decreto fue firmado el que corresponde a su pase a planta permanente.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias