25.6 C
San Pedro
jueves, abril 22, 2021

Las perlitas que dejó la final entre Banfield y Alsina

Árbitros con intercomunicadores, la cábala del entrenador del Taladro, Alberto Aguilar; la ausencia del trofeo, la no utilización del vestuario por parte de la Villa y los más de 30 policías, curiosidades que tuvo la definición del torneo Daniel Stoccafisso de la Liga Sampedrina (LDS) que se desarrolló el sábado en el Estadio Municipal y en la que el club de avenida 11 de Septiembre se coronó campeón tras siete años.

Publicidad

 

La definición del Torneo Final Daniel Stoccaffiso de la Liga Sampedrina (LDS) que se disputó el sábado en el Estadio Municipal y en la que Banfiels derrotó 2 a 1 a Alsina y se consagró campeón dejó varias perlitas, situaciones poco habituales en el ámbito local.

Publicidad

La Villa ingresó al recinto por el sector visitante y realizó la entrada en calor detrás del arco que da a la calle Casella. Desde ahí, los titulares ingresaron al campo de juego a disputar el encuentro y el cuerpo técnico y los suplentes se instalaron en el banco. Ningún integrante de la delegación pisó el vestuario asignado ni siquiera en el entretiempo. Una vez consumada la derrota, se retiraron por la misma puerta.

Otra de las curiosidades fue la utilización de intercomunicadores por parte de la terna arbitral que lideró Darío López con Eduardo Arellano y Juan Pablo Muñoz de asistentes, todos de Arrecifes. López recibió indicaciones de sus colaboradores por los audífonos y no tuvo que acercarse hasta ellos cuando hubo algún imponderable. Si bien no hay datos exactos, según pudo averiguar La Opinión fue la segundo vez que se utilizó el sistema en la Liga Sampedrina (LDS).

El Taladro dio la vuelta olímpica por lo desplegado en la cancha y, según algunos cabuleros, la camiseta del entrenador, Alberto Aguilar, quien tras el logro admitió: "Esta remera me la regalo Omar Pepe, hace nueve partidos que no me la saco y ganamos ocho y empatamos uno y salimos campeones".

Por último, el duelo contó con más de 30 efectivos policiales (inhabitual para la LDS) que garantizaron la seguridad y, entre otras cosas, cachearon a los simpatizantes. Sin embargo, no estuvo la copa para el ganador ya que, al igual que todos los triunfadores del 2017, la recibirá el 20 de diciembre en los premios Pedro.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias