4.5 C
San Pedro
jueves, junio 17, 2021
spot_img

Caso Lópes García: pedirán arresto domiciliario para los policías detenidos por el homicidio

El estudio Lima asumió el patrocinio de los funcionarios acusados de provocar los golpes que originaron la muerte del hombre de 44 años. Los policías sostienen su versión de cómo se sucedieron los hechos y pretenden acompañar el proceso judicial con una morigeración.

Publicidad

 

Tras la muerte en el Hospital de Germán Lopes García, quien falleció 25 días y siete operaciones después de haber sido golpeado por policías en la puerta de su casa, la Justicia investiga una causa caratulada como “homicidio” que tiene, por lo pronto, a dos efectivos de la Comisaría local detenidos.

Publicidad

El caso tiene varios capítulos abiertos que se irán completando a medida que la instrucción a cargo del fiscal Hernán Granda avance y vayan estableciendo aspectos vinculados a lo que sucedió cuando llegaba la noche del 2 de mayo en Fray del Pozo y Casella.

Mientras tanto, el reconocido abogado penalista Hugo Lima se hizo cargo de la defensa de los policías Rodrigo Velázquez y Emanuel González, quienes aún permanecen alojados en la sede de la Prefectura local a la espera de lo que defina la Justicia.

Lima adelantó a La Opinión que mientras dure el período que Fiscalía tiene para analizar el caso y solicitar la prisión preventiva de los acusados, procurará reunir elementos para evitar que permanezcan detenidos.

Anticipó que además de la excarcelación de sus defendidos, acompañará la solicitud, de manera subsidiaria, con el pedido de que, para el caso en que les dicten preventiva, acompañen el proceso judicial fuera de una unidad penal.

El plan de Lima es que si no logra evitar la preventiva, al menos el Juzgado de Garantías accedo a beneficiar a Velázquez y González con con arresto domiciliario, puesto que, sostuvo, existen antecedentes de otros casos que consideró peores y en los que los imputados consiguieron la morigeración.   

El abogado reafirmó la versión que sus defendidos ofrecieron ante el fiscal Granda. En su declaración indagatoria, aseguraron que no golpearon a Germán Lópes García y que sólo utilizaron la “fuerza mínima indispensable” para aprehenderlo.

“Les pedimos que nos fueran sinceros y aseguraron que ellos jamás le pegaron”, sostuvo Lima.

“Ellos contaron que Lópes García estaba totalmente sacado, que no lo conocían y sostuvieron que no hubo motivos para actuar así”, señaló y señaló que el móvil fue convocado por la misma familia y que la versión inicial era que se estaba produciendo un hecho de violencia de género.

El penalista dijo que conocía a la víctima y su familia porque hace seis años lo defendió en un hecho de robo en el que estuvo involucrado y por el que fue condenado aunque sin que le toque ir a prisión.

“Fue por robar unas cervezas en un comercio. Él se alcoholizaba y era otro, se transformaba en una persona muy agresiva”, dijo Lima y aseguró: “La noche del hecho estaba agresivo con su familia y así se mostró contra la policía”.

“Hablan de una golpiza que nadie vio, no hay testigos, solo la familia”, manifestó el abogado defensor.

El defensor solicitará en los próximos días algunas pericias que tienen que ver con los antecedentes médicos de Lopes García y la posibilidad de que la infección que presentaba haya sido originada por el consumo de alcohol, según adelantó.

Lopez García entró a la Guardia el 2 de mayo con un “traumatismo abdominal” y hubo que operarlo de urgencia. Tenía lesiones internas que derivaron en la infección generalizada que finalmente le provocó la muerte.

La autopsia determinó que había sufrido lesiones internas en el bazo y vísceras provocadas por los golpes que sufrió la noche del procedimiento.

Para el fiscal Granda, el informe de la autopsia practicada en la morgue judicial fue claro y contundente. Por eso los acusa de homicidio, solicitó al Juzgado que ordene su detención y pedirá prisión preventiva para los dos efectivos policiales acusados.

La defensa de Rodrigo Velázquez y Emanuel González buscará revertir una situación que, el manos hasta ahora, no les es para nada favorable ya que en las pericias hay claras evidencias de que los golpes existieron, más allá de cómo se originó la infección.

Además, el fiscal Granda vendrá en la semana a San Pedro con el objetivo de recabar nuevos testimonios en el barrio donde vivía Germán Lopes García, porque esa noche hubo otros policía en la escena y entiende que también podrían estar involucrados.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias