10.1 C
San Pedro
jueves, junio 24, 2021
spot_img

Alrededor de 300 motos están en condiciones de ser subastadas

El Gobierno hizo un relevamiento en los tres depósitos. En total, hay 578 motos y tres autos. En la primera subasta habrá un lote de 300 y un Fiat Duna será municipalizado. Manchone aseguró que subastarán cada seis meses. Al menos dos propietarios reclaman porque sus motocicletas no aparecen.

Publicidad

 

Uno de los anuncios de Raúl Manchone al asumir como Director de Seguridad, Tránsito y Nocturnidad en esta nueva etapa al frente del cargo fue que habría un relevamiento en los depósitos municipales donde van los vehículos secuestrados en los operativos a fin de avanzar en la posibilidad de una subasta, tal como establece la ley.

Publicidad

El momento llegó y el funcionario ya tiene todo listo para subastar más de 300 motos de las 578 que hay en los tres depósitos municipales actuales, donde en los últimos años pasó de todo: robaron rodados, motopartes de todo tipo, cubiertas y hasta desactivaron la alarma para llevarse seis vehículos que habían sido ubicados en la parte posterior del local, preparadas para el saqueo.

Ahora, Manchone quiere regularizar la situación. Finalizado el relevamiento, falta cerrar el proceso y poner fecha para la subasta.

Qué hay en cada depósito
En los dos locales de Saavedra al fondo hay 382 motos y tres autos. De estos últimos, uno es un Fiat Duna modelo 93 secuestrado en 2010 a un empleado municipal (oh, casualidad) quien nunca aportó más documentación que un acta de liberación del Juzgado de Faltas de San Nicolás, por lo que quedó retenido y ahora será municipalizado para entrar a formar parte del parque automotor que controla el Director del área que depende de Obras Públicas, Carlos García.

En el otro galpón, camino al Corralón por calle Lucio Mancilla, hay 196 motos. La mayoría de ellas secuestradas entre 2010 y 2012, es decir que están en condiciones de ser subastadas.

“Hay que separar las del último año y desde diciembre de 2013 para atrás serán subastadas”, señaló Manchone, quien explicó que la ley permite la subasta de aquellas que tengan desde seis meses de secuestradas, aunque para ello hace falta un proceso administrativo que demora más tiempo.

“El intendente, que es el Juez de Faltas, dio la orden de que de seis, siete meses para atrás no se entregue ninguna moto a nadie para empezar a plantear que no se puede ir a buscar la moto después de un año y medio”, sostuvo el funcionario y anticipó que “el plan es subastar cada seis meses y tener un solo galpón alquilado”.

Casos extraños
En el Gobierno saben que hubo muchos desmanes en los depósitos, mucha mano larga, desidia y connivencia, pero no pueden señalar a nadie, por lo que lo único que les queda es eficientizar los controles.

A esta redacción llegó una mujer quien hizo una denuncia penal ante la imposibilidad de recuperar su moto, la que fue secuestrada en 2014 cuando la conducía su hija de 16 años.

Se trata de una Guerrero Trip retenida en la intersección de Pellegrini y San Martín en marzo del año pasado, que fue a parar a uno de los depósitos mediante el acta de incautación 005977.

Una vez abonada la multa fue al depósito a buscar la moto, pero ya no estaba, de acuerdo a lo que le dijo quien la atendió. En la denuncia, la mujer asegura que vio su moto circular por la calle y que sospecha que “fue vendida por parte de los empleados municipales”.

En los depósitos, desde un tiempo a esta parte no hay registros de los ingresos y egresos, lo que alimenta la sospecha de la denunciante.

Otra situación se dio cuando un hombre fue a buscar la moto secuestrada por la policía a su hijo en inmediaciones de Arnaldo y Pellegrini. Tras pagar la multa, fue a buscar el rodado y cuando le dieron lo que había ingresado con el registro correspondiente, notó que no era la suya sino una más vieja. Todo indica que la policía llevó al depósito una motocicleta que no correspondía con la secuestrada.

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo Último

Lo Más Leído

Publicidad
Publicidad

Otras noticias